Capitulo 156: Arreglar

1.7K 339 53
                                    


La cúpula de Gohan se deshizo en cristales fragmentados, todo regresó a la normalidad.

"Por fin se acabó" susurró Gohan sonriendo antes de caer al suelo escupiendo sangre, pues su herida en el abdomen permanecía abierta.

"¡Hermanito!" Goten corrió sumamente preocupado hacia él y en seguida se acercaron todos hacia donde estaban Granola y él.

"Yo le ayudo" Monite se agachó a su altura.

Monite empezó a sanarle y tras unos cuantos minutos, Gohan se recuperó y Goten le abrazó.

"Tranquilo pequeño, tu hermano venció como siempre" señaló Gohan acariciándole la cabeza.

"¡Eres genial!" Goten exclamó contento.

"¿Cómo lo hiciste?" le preguntó Bardock.

"Le quedaba poco tiempo de vida, así que lo aceleré" respondió Gohan, "Pero no era mal tipo"

"Solo tuvo mala compañía" Raditz completó.

Raditz mejor que nadie sabía lo que era eso, volverse malo por otros, y si no fuera por Gohan jamás habría elegido el camino más indicado.

"¿Qué haremos con esos insectos?" Vegeta señaló a los hermanos Heata, que recularon con pánico, dado que ahora estaban indefensos.

"Me los llevo" habló Gohan levantándose.

"¿Adónde?" Bardock tenía algo de curiosidad.

"A trabajar" respondió Gohan sonriendo, "Y por cierto Granola, espera aquí un tiempo para solucionar lo tuyo, te aseguro que irá genial"

"¿Lo suyo?" Goku parpadeó mirándole.

"Gas y Granola se volvieron los seres más  poderosos del universo a través de un deseo"

"Pero el coste fueron años de vida" dijo Gohan.

"Oh vaya, ahora entiendo porqué salieron de la nada, eso es trampa" Raditz se cruzó de brazos.

"Ya lo sé, pero si quería estar a su nivel debía hacerlo" Granola miró hacia abajo, "Fue un error"

"Ni tanto, tu ayuda nos será útil algún día" mencionó Gohan pensando en cierto torneo.

"Además, sería genial entrenar contigo" Goku miró a Granola sonriendo, y este le sonrió igual.

Gohan sonrió, y observó a su tío Raditz.

"Qué mierda, eso es el Super Saiyajin 4" pensó Gohan emocionado, "¿En qué momento ocurrió?"

"¿Esto? Bueno cosas de la vida" Raditz se encogió de hombros como si fuera tan normal.

"Has seguido tu propio camino, aunque si quieres usar el Ki divino siempre serás bienvenido" habló Goku y Raditz se burló.

"No soy un dios, soy un saiyajin"

"Yo soy el dios de los saiyajin" Gohan le respondió y se teletransportó hacia los Heata.

"P-por favor n-no nos mates" Maki tembló.

"Nah no haré eso, ¿les gustaría trabajar para mí? Casa y comida gratis, buen salario y unas vacaciones al año" les propuso el emperador.

"¡SI!" ambos asintieron muy contentos.

"Vámonos entonces chicos" Gohan se teletransportó hasta la sede de su imperio, "Iru, Kab, son nuevos, ya saben cómo tratarles"

"¡Toca la novatada!" Iru sonrió tétrico.

"Pero antes de eso, les enseñaremos las instalaciones" Kab intervino poniéndose delante.

"¡Eso lo iba a decir yo!" Iru se mosqueó.

Gohan sonrió nerviosamente al ver cómo empezaban a discutir, así que volvió a la Tierra.

"Oye, ¿dónde están los demás?" Gohan hizo la pregunta al ver que la mayoría se marcho de ahí.

"Vegeta se ha llevado a Granola y al anciano namekiano a su casa, extrañamente" dijo Raditz.

"Bueno, yo debo encargarme de algo" indicó Gohan y Raditz analizó su rostro. Se veía serio.

"Problemas en el paraíso eh" señaló.

"Si no lo arreglo cuanto antes se volverá el infierno" le respondió Gohan desapareciendo.

Goku no entendía de qué hablaban.

________________

Chirai estaba sentada sobre el césped con el niño en brazos, hasta que su scouter hizo ruido.

"Ah, eres tú" Chirai suspiró relajada.

"Pa... pá" el niño murmuró sonriendo.

Gohan sonrió y se sentó al lado de ellos dos. Tomó al niño en sus brazos y le miró a los ojos.

"Te pareces mucho a mí eh" habló Gohan.

El niño se rió, salvo por los ojos violetas era idéntico a él, "Ojalá de mayor no seas como yo"

"¿P-por qué?" Chirai le miró confundida.

Este chico había sacrificado su vida por su planeta, estableció paz en el universo, y ayudó a millones de personas, ¿qué estaba diciendo?

"Chirai, lo nuestro nunca debió pasar, tú te mereces alguien que te ame y quiera de verdad"

"Estaré para ti y para nuestro hijo en todo momento, pero esto no podrá darse" señaló Gohan y vio que Chirai soltaba una lágrima.

Gohan se sentía como una mierda, primero le había hecho daño a Videl, luego a 18 y de nuevo estaba rechazando los sentimientos de Chirai.

"L-lo sé, me dejaste claro en su día que no sientes nada por mí. Sólo fui un trozo de carne"

"Lo mejor para ambos será que mi hijo y yo desaparezcamos de tu vida, y para siempre"

"Pues no significamos nada para ti, ¿verdad?" Chirai limpió sus lágrimas y se levantó de allí.

"No digas eso" Gohan se levantó a su vez.

"La última vez que le fuiste a ver fue hace seis meses y solo estuviste una hora" Chirai señaló.

"Tenía que ocuparme de..." Gohan iba a hablar.

La mirada de Chirai hizo que no continuara.

Y ahí lo entendió, era su hijo, debía ser su prioridad por lo menos antes de los eventos de Buu pero jamás lo fue. No le dio atención.

"Él no se merece esto" Chirai miró a Gohan.

Chirai tomó entonces al niño pequeño de los brazos de su padre, y este se puso algo lloroso por aquello. Quería estar con su papá Gohan.

"Él te adora, te quiere, ¿pero tú a él?"

"¿Realmente te preocupa nuestro hijo?"

Gohan se sentía muchísimo peor que antes, quería morirse de lo decepcionado que estaba de sí mismo. ¡Era un padre bastante pésimo!

Y como persona no mejoraba la cosa.

"Perdón..." fue lo único que pudo susurrar.

Chirai sintió tanto dolor en una sola palabra, quizá se había excedido, pero todo era verdad.

"Volveremos a la sede del imperio, ahí nos quedaremos mientras tanto" Chirai caminó hacia su nave. Se giró, y Gohan seguía cabizbajo.

Era raro ver a una persona tan alegre y activa de esa forma, Chirai sabía que sus palabras le golpearon de lleno, pero aún no se imaginaba.

Lo que había causado con sus palabras.

I'm Gohan!Donde viven las historias. Descúbrelo ahora