Venganza

1.2K 71 18
                                    

Espero que les guste~

¡Alerta: ligero Spoiler!

Episodio:  "Storkules in Duckburg!"

Petición de: GatiloversGonzalesRu

Louie camino con expresión de tranquilidad y las manos metidas en el bolsillo de su buzo verde, podía escuchar los pesados pasos del dios-pato y a la pata emocionada hablando con este. El gran pato rubio llamaba la atención de mucha gente a su alrededor mientras caminaban por la vereda, deteniéndose frente a un edificio con una gran boina escocesa en la parte superior.

-L-Louie...- sintió unas manos aferrándose a la tela en su brazo, dándole un ligero tirón para llamar su atención. Miro a la pata, notando que se veía nerviosa y algo incomoda. -...e-es la casa de Flintheart Glomgold-

-Lo sé- asintió con tranquilidad.

-El tío Scrooge dijo que nos mantengamos fuera de su camino...- hizo una mueca, apretando de manera inconsciente la tela entre sus manos. -...m-más aun después de lo que paso en el muelle- el recuerdo de agua cubriéndola, acompañado de aquella fuerte tormenta con relámpagos y truenos aun seguía en su mente, haciendo que se estremeciera ligeramente.

-Mi querida Webby~...- sonrío, posando una de sus manos sobre la ajena que se aferraba a su manga y dándole una ligera caricia. -...todo estará bien, no te preocupes- ella no pareció convencida. Louie logro que lo soltara pero mantuvo sujeta su mano, metiendo la libre en el bolsillo de su buzo y sacado dinero. -¿Ves esa heladería de haya?- señalo al lugar que estaba en frente, pintada con colores llamativos y con un gran cartel en forma de cono con bochas de helado en la parte superior. Ella asintió, confundida. -¿Por qué no vas a tomar un helado y nos esperas haya?- dejo el dinero en en la mano ajena pero no la soltó.

-¿Estás seguro?- lo miro con curiosidad.

-Claro, no tardaremos mucho~- le sonrío. Ella parecía más tranquila, dándole un ligera sonrisa.

-Está bien- asintió, notándose con más energía que hace unos segundos. -Cuídense- le dio un apretón a la mano ajena antes de soltarlo. -¡Nos vemos~!- se despido con una gran sonrisa, corriendo hacia el lugar de colores llamativos. Louie la miro hasta que entro, para después buscar con la mirada al pato de toga y notándolo mirando con gran curiosidad la vidriera de un negocio de ropa.

-¡Hey amigo!- le llamo la atención, logrando que lo mirara con curiosidad. -Tenemos trabajo que hacer- sonrío, señalando el edificio con la boina.

-¡Vamos entonces!- sonrío Storkules, empezando a caminar hacia el lugar.

... ... ... ...

El pato enano los miro con el ceño fruncido, pareciendo molesto de tenerlos en su oficina. Eso no era nada nuevo. Louie simplemente sonrío, sin tener que esperar demasiado a que una de las arpías entrara sin problemas con la ventana sin vidrio. Flintheart Glomgold corrió con pánico por la pequeña habitación, algunas cosas rompiéndose al paso de la arpía que lo seguía mientras gritaba y extendía sus garras hacia él. La sonrisa de Louie solo se agrando cuando la arpía logro agarrar al pato escoses por la ropa desde su espalda y colgándolo de cabeza, mirando al dios-pato a su lado al notar que la gran ave se dirija a la ventana. Storkules se apresuro, agarrando una de las patas de Glomgold y evitando que se vallan muy lejos pero dejando al escoses colgado de cabeza fuera de su ventana.

-Entonces...- el pato vestido de verde camino a paso tranquilo, asomándose por la ventana de al lado, apoyándose en el marco de esta y mostrandole una sonrisa divertida al pato colgado. -...¿pagaras por nuestros servicios?- enarco una ceja, sacando una papel verde de su bolsillo que tenía el costo de todo y mostrándoselo a Glomgold. Él se le quedo mirando con molestia.

-Nunca- gruño de mala manera, cruzándose de brazos.

-Esperaba esa respuesta~- sonrío, haciéndole una seña a Storkules para que lo soltara. El pato rubio pareció dudar pero termino por cerrar los ojos y soltar al pato escoses. -Eso es por casi ahogar a Webby, tonto- pensó con diversión, al mismo tiempo que Glomgold se alejaba entre gritos.

Un extra XD

El pato vestido de verde entro a la heladería, buscando con la mirada a la pata de moño rosa y sonriendo al verla sentada en una mesa al lado de la ventana, mirando hacia afuera y moviendo ligeramente las piernas. Se acerco, aclarándose la garganta al estar frente a ella y logrando llamar su atención.

-¡Louie!- sonrío al verlo, levantándose para acercarse y mirarlo con preocupación. -¿Estás bien? ¿Paso algo? ¿Te dijo al malo? ¿Qué fue lo que paso? ¿Tú...?- se callo cuando él la tomo de las manos, soltando una ligera risa.

-Tranquila Webby, todo fue bien- las sonrío ligeramente, dándole un apretón a las manos ajenas. 

-¿Y como te fue? ¿Y Storkules?- pregunto un poco más calmada, enarcando una ceja al no notar al pato rubio.

-Storkules volvió a casa, dijo que quería pasar tiempo con el tío Donald- se encogio de hombros. -En cuanto a Glomgold, no quiso pagarnos pero todo fue bastante bien- no pudo evitar reír al recuerdo de como el pato escoses gritaba, colgando de cabeza entre las patas de la arpía que se lo había llevado lejos. -¿Qué helado tomaste?- pregunto para distraerla.

-Ho, compre un batido~- ella sonrío, acercándose a donde estaba sentada y mostrandole el baso con sorbete que estaba vació. Él enarco una ceja, curioso.

-¿Quieres compartir un pote de helado?- pregunto con una sonrisa.

-¿Chocolate y dulce de leche?- lo miro con ojos brillantes, sonriendo enormemente cuando él asintió. -¡Claro~!- asintió.

-Vamos~- extendió su mano hacia ella, quien no dudo en tomarla. Se sonrieron y empezaron a caminar.

DuckTales One-ShortDonde viven las historias. Descúbrelo ahora