𝟐𝟗. 𝐓𝐄 𝐋𝐎 𝐀𝐃𝐕𝐈𝐄𝐑𝐓𝐎

6K 528 95
                                    

𓆩 𝐄𝐧𝐳𝐨 𓆪

Hoy he estado de excelente humor y esta sonrisa no ha desaparecido de mi rostro, Ari me da la paz que en todos estos años no había podido conseguir en ningún lado.

He llegado a la habitación de Elisa y espero que lo que va a decirme no arruine este día. 

—¿Dónde pasaste la noche? —es lo primero que dice al verme.

—Buenos días Elisa, ¿cómo estás? —digo con sarcasmo. 

—No mejor que tú —pone los ojos en blanco. —Te hice una pregunta. 

—Pasé la noche en mi habitación, ¿dónde más? —

—No mientas —entrecierra los ojos. —Soy tu representante y tengo derecho a saberlo —la situación comienza a molestarme. 

—Tienes razón, eres mi representante pero no tienes el derecho de meterte en mi vida personal, si solo querías hacerme esa tonta pregunta me voy.

—Debes estar en el set al mediodía —asiento y salgo de ese lugar, definitivamente mi día se acaba de arruinar. 

♣︎

El set está listo, el señor Federman me saluda y me sonríe amablemente mientras que su hija parece odiarme, desvío mi mirada hasta el lugar de donde provienen algunas risas y me encuentro con Ari y Matías, no sé que haya pasado pero me da gusto verlos así, ambos son increíbles personas y entiendo que se lleven tan bien.

—Hola Enzito —dice Matías en cuanto llega a mí. 

—Hola Matías —Ari sonríe. 

—Ya dile Ari —frunzo el ceño. 

—¿Quieres venir con nosotros a conocer la Torre Eiffel? —ambos están esperando mi respuesta pero no quiero hacer sentir incomodo a nadie. 

—¿Estarías cómodo? —Matías deja escapar una risa.

—Claro, mientras no comiencen a calentarse frente a mí —las mejillas de Ari están completamente rojas y apuesto lo que sea a que las mías están igual.

—¡Todo listo! —grita el director.

—Bueno pues nos vamos apenas terminamos aquí —los tres asentimos. 

♣︎

Las escenas quedaron en la primera toma, el director nos felicitó en más de una ocasión y estoy seguro que si Nancy no hubiera estado con esa actitud arrogante todo habría sido perfecto.

—Ayer salí a recorrer estas lindas calles y encontré algo que me gustaría obsequiar a cada uno de ustedes —dice Elisa con emoción.
—Lo hago con todo el cariño del mundo —toma una caja enorme y comienza a abrirla, nos miramos unos a otros con intriga, algunos sonríen, otros solo esperan para descubrir de que se trata. 

Después de unos minutos al fin ha terminado, todos tenemos un regalo en nuestras manos, todos excepto Ari, mi niña está sonriendo pero sé que el acto que Elisa acaba de cometer la ha hecho sentir mal. 

—Debe ser una baratija —dice Matías llamando la atención de todos. 

—Lo siento, olvidé comprarte algo —Elisa se excusa y Ari asiente pero yo no pienso permitir esto. 

—Gracias Elisa —dice el director. —Mañana nos vemos por aquí, vayan a descansar. 

—Ya vámonos, aún tenemos que ir al hotel para ponernos guapos —Matías pone sus manos a los costados de su rostro y sonríe, no voy a negar que es gracioso pero estoy muy enojado. 

—Hazme un favor y quédate con Ari, ahora regreso —me mira con el ceño fruncido pero no hace ninguna pregunta. 

♣︎

—Necesito hablar contigo —Elisa está de espaldas guardando algo en la cajuela de su auto. 

—Ve a descansar Enzo, mañana hablamos de lo que quieras.

—Ari es la chica con la que me vieron el otro día —azota la puerta de la cajuela y voltea. —Llevamos meses saliendo pero la perdí por aceptar aquella estúpida estrategia, te lo cuento porque eres mi representante y debes saber todo lo que me ocurre, Ari es la chica que amo y pronto le pediré que sea mi novia así que, o comienzas a tratarla bien, o consigo a alguien más.

—No puedo creer que hayas rechazado a Nancy por esa chica, definitivamente no sabes lo que te conviene —niega con la cabeza y al mismo tiempo ríe.

—Podrás conseguir negocios importantes y eso siempre te lo voy a agradecer pero no te metas en mi vida y mucho menos con Ari —doy media vuelta y regreso con los chicos. 

Si mi carrera se termina no importa, no dejaré que nadie haga sentir mal a Ari. 

—Listo, vámonos —me miran con sospecha. 

♣︎

—¿Cuántos metros mide esta cosa? —pregunta Matías mientras intenta mirar la punta de la torre. 

—Más de trescientos metros, según lo que leí —responde Ari. 

—Ya no quiero subir, los espero aquí —reímos ante el comentario de Matías. 

—Vamos Mati, tu nos invitaste y ahora no quieres subir —Ari intenta convencerlo y luego de repetirle miles de veces que no pasará nada malo termina por aceptar.

Entramos al elevador y conforme va subiendo podemos mirar hacía el exterior, llega el momento en que tenemos que subir por unas escaleras, a esta altura el aire es mucho más frío pero la vista vale la pena, las luces que iluminan las calles parecen diamantina y las personas ni siquiera se alcanzan a apreciar. 

—¿Cuántos metros nos separan del piso? —pongo los ojos en blanco. 

—Deja de preguntar eso y disfruta. 

—Te debería interesar Enzo Vogrincic —frunzo el entrecejo. —Porque si lastimas a Ari te secuestraré, subiremos hasta aquí y sin pensarlo dos veces te lanzaré, te lo advierto —sonrío. —No te rías, me hice a un lado porque confío en que la harás feliz y espero no haberme equivocado. 

—Voy a cuidarla y a hacerla feliz, Recalt. 

—Que bueno, si me lo permiten voy a aprender francés con aquella chica. 

Ari sigue disfrutando de la vista, me coloco detrás de ella, la abrazo por la cintura, huelo su cabello y dejo un beso en su mejilla fría. 

—Es hermoso —dice con esa vocesita tierna. 

—Lo es, nunca creí que estaría en esta situación — 

—¿En París? —sonrío.

—París es muy lindo pero no es solo el lugar, es la compañía, todo se disfruta más si te tengo cerca —busca mis labios y sin dudarlo me besa. 

—Te amo Enzo —sus ojos brillan más, creí que por la influencia de las luces pero el llanto es el protagonista. —Si pudiera hacer algo para quedarme siempre a tu lado lo haría. 

—Si puedes —sonrío de lado. 

—¿Ah sí? —asiento. 

—Nunca dejes de ser tú, no dejes de ser esa chica que vio en mí algo más que el resto, me trataste como una persona común, que siente y que comete errores, me hiciste sentir vivo Ari, quiero amarte y no porque Matías me haya amenazado de muerte, quiero hacerlo porque aparte de ver el océano en tus lindos ojos, también veo mi futuro, te amo mi amor.

꒦꒷♡꒷꒦︶︶꒦꒷♡꒷꒦︶︶꒦꒷♡꒷꒦

Si te gustó el capítulo no olvides votar ❤️✨

Chic@s ojalá pudieran darle una oportunidad al otro fanfic que estoy escribiendo, es con Esteban Kukuriczka, se los agradecería bastante ❤️

𝐄𝐍𝐙𝐎 𝐕𝐎𝐆𝐑𝐈𝐍𝐂𝐈𝐂 - 𝐔𝐍𝐍𝐎𝐓𝐈𝐂𝐄𝐃 𝐄𝐒𝐒𝐄𝐍𝐂𝐄Donde viven las historias. Descúbrelo ahora