-26-

6.4K 803 846
                                    

[

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

[. . .]

Los temblores no se detuvieron allí, continuaron por alrededor de diez eternos minutos, Charlie era incapaz de hacer otra cosa que no fuera disculparse una y otra vez por el comportamiento de su padre y Alastor, avergonzada porque su familiar estuviera causando semejante problema. A su vez, estaba atenta a que ninguno de sus amigos terminara lesionado, la habitación ya no era segura con el pequeño terremoto ocurriendo en ese instante y era su responsabilidad mantenerlos a todos a salvo.

Choco hombros con Ángel, quien recordó las palabras de la princesa del día anterior cuando advirtió de las posiciones que podrían traer el reencuentro de la pareja de dementes. Como si no fuera suficiente ser prácticamente silenciado bajo amenaza por un lunático posesivo ahora tirarian abajo al único lugar al que había podido considerar un hogar por una maldita pelea de pareja hogareña.

— ¡¿No me jodas que a esto te referías con caóticos?!

— ¡¿Tal vez?!

De repente, todo se detuvo, las luces que habían estado parpadeando se encendieron.

Husk alcanzó a atrapar a Niffty antes de que cayera de la mesa, lugar al que hasta hace un momento se estaba aferrando con todas sus fuerzas. Pentious, que todo ese tiempo había estado hecho bolita mientras ocultaba su rostro en sus manos y sus huevos lo rodeaban, abrió un ojo, observando a sus alrededores y finalmente saliendo de su esquina cuando entendió que ya estaban a salvo tomó uno de sus pequeños secuaces y lo abrazó como si fuera un peluche antiestres. Vaggie en cambio y como era de costumbre, lo primero que hizo fue ir con su novia, tomando sus hombros y rostro, mirándola desde todos los angulos para cerciorarse de que estaba bien. Angel agradeció ser dejado de lado, muchas gracias.

Hasta que Husk se le acercó.

Con un ambiente más dócil y confirmando que el susto ya había pasado, la princesa ayudó al staff a colocar todo en su lugar de nuevo mientras continuaba pidiendo más disculpas repitiendo que no volvería a suceder. Arreglaron en lo posible el pequeño desastre que había causado el demonio de rojo, sucumbir a sus emociones no era común en él pero esto demostraba que era algo totalmente posible, atentar contra el ángel e ir tras él como si fueran perros y gatos enjaulados... Era algo que sólo él Rey podría causar.

Todo esto sin contar el hecho de que su papá no había respondido, solo huyó como si de una película de comedía vieja se tratase. No quería ni imaginar lo que hubiera pasado si esos dos se ponían a pelear de verdad allí, podría haber sido catastrófico. Lucifer era propenso a aceptar desafíos siempre y cuando se utilizarán las formas correctas de provocarlo, más allá del orgullo, era un hombre egocéntrico y poderoso que no dudaría en poner en su lugar a quien sea que crea que lo esta retando, incluso a su propia pareja.

El novio de papá. [RadioApple]Donde viven las historias. Descúbrelo ahora