capitulo 25

329 20 0

Victoria miro a los ojos a aquel hombre que tenia frente a ella y lo beso, lo acaricio, lo amo con su mirada. Marcos hipnotizado con el brillo de los ojos de su amada se quedo allí arrodillado frente a ella esperando ese SI. Ella no pudo aguantar más y dejo salir todo su amor y su emoción en una lagrima que rodo por su mejilla, le sonrió a Marcos, con una risa que lo ilumino todo, tomo la cara de su amado y lo beso, lo beso tierna y apasionadamente, se olvido de todo, de su familia de Emilio del lugar en donde estaban, solo existían ellos dos, su amor y aquella propuesta. Marcos beso los labios de Victoria con total dulzura, acariciaba su pelo, sentía su respiración y el sabor de su boca, se sentía en el cielo y estaba completamente enamorado.
Victoria suavemente se aparto de los labios de Marcos lo miro a los ojos y entre lagrimas y emoción le dijo "te amo, y claro que acepto casarme con vos, claro que acepto ser felices juntos... Acepto ser tu mujer, solo tuya para toda la vida" Marcos la abrazo tan fuertemente que llego a sentir los pequeños movimientos de ese milagro que se encontraba dentro de ella.
Emilio, Natasha, Brenda y también Elena estaban obnubilados con ese amor, con la ternura que ambos transmitían juntos,
Emilio los miro a todos allí en la sala y con total felicidad dijo "ayyy que hermoso, todo esto, que amor por dios, que amor tan grande que se tienen ... Ayyy tenemos casamiento, que lindo"
Victoria: estoy feliz, soy feliz, completamente, y no me importan los recuerdos con este presente tan hermoso que estoy viviendo *mirando a marcos* cambiaste mi vida mi amor, es increíble pero en tan poco tiempo lograste llenarme el alma, te amo
Marcos: vos me llenaste el alma desde el primer día que te vi, desde ese momento que te quiero proponer casamiento
Victoria: *se ríe* hay no seas exagerado
Elena que se había conmovido mucho con la propuesta de Marcos los miro a ambos y les dijo "todo esto es, es muy noble de su parte Marcos, pero mas allá de que usted ame a mi hija a mi me parece decente que realicen un adn, digo para saber de quién es ese bebe, no?"
Brenda: Ayy mamá vos siempre pensando en el que dirán, que importa eso ahora, ellos se aman y van a estar juntos, ya verán que hacen con el bebe
Victoria: gracias Bren , *mirando a Elena* y un poco tenes razón mama, nosotros también queremos saber de quién es el bebe, pero un adn ahora es peligroso para el bebe
Marcos: si Elenita, yo también quiero saber, pero lo más importante ahora es cuidar a Victoria y al bebito, ya vamos a tener tiempo para todo
El encuentro con la familia de Victoria había sido todo un éxito, por suerte Elena había comprendido bastante bien las cosas y dentro de todo había aceptado a Marcos.
Marcos: bueno mi amor entonces nos vemos más tarde, si? , así tenemos nuestro festejo intimo, por la propuesta, que te parece?
Victoria: dale más tarde te llamo y hablamos *le da un beso*
Marcos saludo a todos con un amigable gesto y abrió la puerta para irse
Victoria: mi amor, espera!
Marcos: que, qué pasa?
Victoria mira a los costados para asegurarse que no quedara nadie en la sala y besa a Marcos tan apasionadamente que el comenzó a abrazarla y parecía que iban a ir al FDM allí mismo, Victoria se separó de Marcos y con una sonrisa picara dibujada en los labios dijo "nada es que quería que te quede bien claro que te amo, que me encanto tu propuesta y que quiero ser tu mujer para toda la vida yyyy que me muero de ganas de festejar con vos"
Marcos: *mirando a Victoria con ganas de comérsela* como sea vamos a encontrar el momento para festejar porque ya no me aguanto más, te amo *le da un pico y se va* Victoria volvió a la sala en donde estaban su madre y hermanas, Elena *agarrándose la cabeza* - Ay hija estás segura de lo que vas a hacer? Me parece todo muy apresurado! Y con Marcos, ese hombre sigue sin gustarme demasiado
-Escuchame un cosa mamá, nunca estuve tan segura de algo en mi vida, miro a los ojos a Marcos y siento que es el, que es el amor de mi vida, que es con quien quiero compartir todo, tenerlo siempre a mi lado, nunca había sentido algo parecido por un hombre mamá, pero mirá con quien estoy hablando de amor, si no entendes nada, igual me importa poco lo que pienses sobre Marcos, no soy una nena, no pretendas manejarme la vida como lo haces con Bren y Natasha.
Elena *nerviosa* -No se puede hablar con vos Victoria, yo solo quiero tu bien hija! *se para de la silla* -Mi bien es al lado de Marcos, no pienso discutir más con vos. Victoria *se pone el saco agarra su campera y se dirige a la puerta*, -Vicky! *exclama Emilio* -Dejala Emilio! Sabemos como es Victoria cuando se le mete algo en la cabeza, dijo Elena enojada. Natasha y Brenda presenciaron la discusión sin cruzar palabra, cuando Victoria se fue, Brenda *se paró al lado de su madre*, -No lo puedo creer mamá! Vos y tu manía de querer manejar todo a tu antojo, deja que Vicky sea feliz por primera vez en su vida, me enfermas! -Pero hija! -Pero nada mamá, no se puede vivir tranquila en esta casa! *Se enoja y sube corriendo las escaleras* -Mamá Bren tiene razón, dejala tranquila a Vicky, no te parece que sufrió demasiado con el accidente, no le vengas a complicar los planes, ya está grande para manejarse sola, y Marcos me parece una excelente persona. *Dijo Natasha seria mirando a Elena a los ojos* -Sos la menos indicada para hablar Natassssha! Por seguir tus impulsos con el amigo del mecánico estas como estás. Natasha *la mira con odio*, - hoy estas inbancable! *Se retira siguiendo el mismo camino que Brenda*
-Estamos como estamos, dice Emilio *haciendo gestos con los dedos y mirándola a Elena* -No quiero escucharte Emilioooo, dijo la dueña de la casa mientras se alejaba nerviosa con su bastón.
Victoria por su parte no fue a la fábrica, decidió ir a su departamento, no estaba segura de los planes de Marcos, pero quería anticiparse en todo. Llegó a su casa, feliz, sentía que flotaba en el aire por la propuesta de Marcos, y sintiendo a ese bebe en su vientre que crecía, se imaginaba con una gran panza, y Marcos detrás suyo rodeándola con sus fuertes brazos acariciando su vientre, se sentía completamente feliz.
Fue hasta el ropero de su cuarto y saco infinitos vestidos de todos colores y tamaños. Tiene que ser algo especial, pensaba en su interior.
Se miraba al espejo, comparando vestidos, se probó uno que era ajustado, rojo y cortito, se dio cuenta que no le prendía, aunque estaba de poquitas semanas, la pancita le estaba creciendo de a poco, se toco su vientre y una lágrima rodo por su mejilla, le aterraba la idea de que ese hijo fuera de Lorenzo, pero trataba de alejar los pensamientos negativos de su mente y solo pensar en Marcos y en la familia que estaban a punto de formar.
En eso suena el timbre... Victoria deja todo en su habitación y va hacia la puerta, al abrir se encuentra con un hermosísimo ramo de rosas rojas, con un hombre detrás al que no podía verle la cara, - Ay Marcos! *suspiro muerta de amor*. -Una voz salió detrás del ramo pero no era la de Marcos justamente, -Soy Lorenzo Vicky! Vine a traerte esto como muestra de que quiero que todo se arregle y quería que sepas que me voy a hacer cargo de nuestro hijo. -Pensé que todo había quedado claro entre nosotros Lorenzo. -Es Marcos no? con el te acostabas, aun estando conmigo! No te la voy a hacer tan fácil Victoria, eso que te quede claro, si ese hijo es mío va a llevar mi apellido! -No tenes derecho a hablarme así después de que vos me engañaste! Podes irte de mi casa!? No entiendo como tenes cara para venir a hablarme Lorenzo! *Dijo empujándolo hacia la puerta, cerrándola y dejandosé caer contra ella mientras una gran angustia la invadía*

MARCORIA 6TA A FONDO❤¡Lee esta historia GRATIS!