capitulo 27

366 20 2

Victoria siguió besándolo, apretando sus ojos llenos de lágrimas, no podía creer que se había acordado de todo, lo acariciaba y se encendía de la pasión que este hombre generaba en ella, dejó escapar una lágrima, que recorrió su mejilla hasta llegar al rostro de Marcos, -Mi amor estás bien? dijo Marcos preocupado, abrazándola fuerte y alejandosé de sus labios. -Si mi vida, estoy feliz, estas lágrimas son de emoción amor *acariciando su cara*, no tengo dudas mi amor, este bebé es tuyo, lo sé, lo siento, hacía mucho tiempo que con Lorenzo no estábamos juntos antes de accidente, es imposible que sea de él dijo *con una gran sonrisa*.
Marcos *la agarro fuerte de la cara y se la acerco a la suya* -Vos me estás hablando enserio mi amor? Soy el hombre más feliz del mundo! *Dijo entre lágrimas, mientras la besaba*
-Mi vida, ya no hay nada que nos separe, vamos a formar una familia hermosa los tres juntos.
Marcos envuelto por el amor y la ternura de las palabras que habían salido de la boca de su amada, le quitó suavemente la remera, y empezó a besar su torso y pecho desnudo, se sentía en el cielo.
Le quitó su pantalón a Victoria, y llenándola de besos bajó desde su pecho a su vientre. -Esa cosita hermosa que tenes acá mi amor, que es nuestra, decía besando su panza tiernamente.
Victoria que se derretía de ternura y amor *susurro en su oído* lléveme hasta el fin del mundo Marcos! *Mordiendosé el labio inferior, de manera sexy*.
La cintura de Victoria pasó a ser el descanso de las manos de Marcos, con cada minuto que pasaba, Marcos sentía que cada vez más la amaba.
Victoria estaba complacida, con su mirada perdida en la de el.
Entre acalorados gemidos, Marcos se acercaba hacia su oído, para susurrarle todo lo que experimentaban sus sentidos; pero de vez en cuando, lo vencía el deseo, por lo que acariciaba con sus labios su desnudo y suave cuello. En ese momento, sentía como Victoria se estremecía, los vellos de su cuerpo se erizaban y de su boca salían fogosos suspiros.
Casi instantáneamente, Victoria giró y lentamente lo besó, mientras que sus manos acariciaban su espalda.
Nada de alrededor importaba, solo eran ellos dos, amándose, mientras que sus cuerpos chocaban como si intentaran fusionar sus almas con el fuego del deseo.
Marcos enloquecido al sentir los senos de Victoria contra su pecho, tomó su espalda y aferrandosé a sus nalgas levantó el cuerpo de Victoria, en un estado de pasión incontenible. Guardaron silencio largo rato, casi flotando, casi soñando. Se rozaban a cada momento y sus cuerpos se movían al compas, cada vez con más intensidad, pero con cuidado por su futuro hijo que crecía en el vientre de Victoria. La hizo suya.
Con la piel caliente y resbaladiza, se unieron con una sensación de roce o presión. Victoria lo besó y dejo escapar un suave suspiro de placer.
-Me gusta, mi amor *susurró Marcos, complacido*
-¿Qué te gusta? *preguntó Victoria con cara picara*
-Ese gemido, picarona, dijo Marcos *mirándola con amor*
Victoria no podía ruborizarse, su piel ya había llegado al límite del enrojecimiento. Pero con un poco de vergüenza dejó que su dorado pelo le cubriera el rostro.
Marcos la tomó más cerca y con más fuerza, Victoria posó la frente en su cuello. De inmediato Marcos hizo un ligero movimiento de caderas y Victoria respiró hondo para sofocar un nuevo gemido.
-Sí, así *murmuró con suavidad* O... ¿así? Dijo Marcos entre risas
-Mmm... Sonrió, pero siguió haciéndolo.
-Pensaba mucho en esto Victoria *comentó mientras subía y bajaba las manos por la espalda hermosa de Victoria y delineaba la curva de sus caderas*
-Recordaba los sonidos tiernos que haces cuando te hago el amor y te sentía a mi lado en la oscuridad de mi cuarto, pasaba las noches extrañándote con todos mis sentidos, creí que nunca más íbamos a volver a estar así, dijo con la respiración agitada.
Las manos de Marcos exploraban con ternura y lentitud, se deslizaban hacia sus nalgas y descendían para tantear y acariciar el punto en el que ambos se unían. Victoria se estremeció y exhaló con pasión.
Marcos clavó las manos en su cintura para acomodarla y retenerla. La presionó -quiero escucharte gemir así otra vez, quiero hacerte suspirar, como si tu corazón estuviera a punto de explotar *dijo Marcos en su oído riéndose pícaro*.
-Ay mi amor, dijo Victoria entre risas.
Victoria había llegado al climax, y al segundo Marcos también lo había hecho, estaban juntos abrazados, dos cuerpos que se amaban, unidos.
Victoria se aflojó y sus manos resbalaron indefensas y cansadas de los hombros de Marcos, se desplomó contra él, y quedó acurrucada a su lado, con su cabeza descansando sobre su pecho, Te amo Marcos, suspiro...
Ambos se quedaron abrazados durante toda la noche, querían quedarse a vivir en ese momento para toda la vida, Victoria siempre había soñado con formar una familia, y ese sueño se estaba cumpliendo.
Victoria apoyada en el pecho de Marcos sentía como latía el corazón de su amor, era música para sus oídos, Marcos estaba dormido, pero ella no podía dejar de pensar en lo que le estaba pasando, no podía creer que en ese momento tan especial, ella iba a recobrar la memoria, recordó la primera vez que estuvieron juntos, recordó todo, absolutamente todo, y pensando y pensando llego a la conclusión de que ese hijo era de Marcos, no tenía ninguna duda, se dio cuenta también de que Lorenzo le había mentido, otra vez, ellos hacia mucho que estaban en una crisis y ya no daban para mas... de pronto escucha la voz de Marcos que le dice:-Victoria, estas despierta?.-Sí, no me puedo dormir..-Me pareció, vení, acercate cerrá los ojos que yo te voy a ayudar a dormir.. Marcos le tomo la cabeza y comenzó a acariciarla suavemente dandole besos en la frente, Victoria comenzó a relajarse hasta quedarse completamente dormida en el pecho de Marcos.
A la mañana siguiente Victoria se despertó renovada, era la misma Victoria de siempre, la que todos conocían, pero llena de luz, llena de vida, mientras se levantaba vio que Marcos salía de la ducha:-Hola Marcos.. Como amaneciste?.-Hola mi amor! muy bien, me desperté como siempre soñé, siempre quise abrir los ojos, y ver tu cara. -Parece que nuestros sueños se están cumpliendo no? *le da un beso* me voy a bañar así desayunamos juntos te parece?.-Sí, si anda que yo me voy a preparar el desayuno..
Luego de que Victoria se vistiera tan elegante como siempre bajo a desayunar.
-Marcos, yo pensé mucho, anoche y ahora creo que deberíamos mostrarnos al mundo, no tener que ocultarnos más, que todos se enteren que somos una pareja y que estamos comprometidos, pero obviamente lo vamos a hacer si vos estás de acuerdo. -Pienso lo mismo! desde el primer día en que te vi y que estamos juntos quiero gritarle al mundo que te amo!.-Jajaja me encanta, vamos a poder ir al lugar que queramos sin que nos importe nada..mhh *agarrando su agenda* pero bueno, tenemos que bajar a la vida *dando vuelta las hojas* y enfrentar este día hermoso que estamos viviendo..*mira la agenda sorprendida* Ay! casi me olvido..hoy tengo que ir al médico! tengo que hacerme la segunda ecografía para controlar a nuestro hijito! me queres acompañar?.-Si! por supuesto! a qué hora tenes el turno?.-Ya! estás listo? vamos rápido antes de que se me pase el horario!.-Bueno, espera que limpio la cocina y...-Jaja Ay Marcos! deja que después lo limpio yo! vamos! van hasta el garage, se suben al auto y van en direccion a la clínica.
Una vez en la sala de espera los dos sentados, escuchan: Victoria Bandi?.-Si, señor, soy yo.*mira a Marcos* Le presento a mi futuro esposo, Marcos Guerrero. *Marcos sorprendidísimo* *se dan las manos*Buenos días, un gusto.- Mucho gusto Sr. Guerrero usted es un ser muy afortunado lo felicito por su mujer y futuro hijo, ingresamos al consultorio por favor?
Ya Victoria recostada en la camilla, el médico comienza a hacerle la ecografía, mientras Victoria y Marcos estaban embobados mirando la pantalla, notan que el médico hace un gesto raro y Marcos apresurado como siempre le dice:- Que pasa Doctor? le pasa algo al bebe???.-No no, por favor no se alarmen! pero por lo que veo les tengo que dar una nueva noticia.-Como? que es lo que nos tiene que decir? algo grave? dice Victoria. -No, al contrario! Los felicito nuevamente, la ecografía muestra a dos fetos, están esperando mellizos! -Victoria sorprendida deja caer una lagrima de emoción, y Marcos ya con los ojos llenos de lagrimas le da un beso como muestra de felicidad.
(WTF MELLIZOS/)

MARCORIA 6TA A FONDO❤¡Lee esta historia GRATIS!