NUEVO: Tap - Historias en forma de chat para tu 📲 . Disponibles en español
Obtenlo ya

Capítulo 2: Historias

408 31 3

- ¡Estás loco Jack! ¿En qué estabas pensando? - dijo Norte exasperado.

Jack había regresado a su mundo de repente en apenas un pestañeo. Aun no sabía cómo pero estaba en la fortaleza de Norte rodeado por los demás guardianes: El conejo de Pascua, el hada de los dientes y Sandy, el creador de sueños. Ninguno de ellos parecía contento.

- Solo intentaba hacer mi vida un poco más interesante. - contestó Jack apoyándose sobre su bastón -. Pero tranquilo viejo, tengo aquí tu bola mágica - metió la mano en el bolsillo y sacó la esfera, extendió la mano pero cuando Norte fue a cogerla Jack la retiro rápidamente -. Ah, ah, ah, no ¿Qué es esto? No es como las demás.

Norte no contestó.

- Jack devuelve eso ahora mismo - exigió Bunny -, con lo de hoy ya has tenido emoción para años.

- Oh sí, lo siento pero yo no me paso la vida pintando huevos en una madriguera.

- Pues tal vez deberías empezar, eso ha sido una insensatez - dijo Bunny a tiempo que fruncia su peludo ceño.

- ¿Por qué? ¿Qué pasa con esta cosa, es que nadie va a explicármelo?

- Jack... - comenzó Norte - Esto no es más que un invento fallido. Hace años pensé que habría otros mundos y en ellos, más niños a los que ayudar... pero me equivoque - dijo en tono apenado bajando la mirada.

- ¡No no te equivocabas! ¡Yo he estado allí y he encontrado a una niña! ¡Una niña que podía verme! Parecía triste y asustada...

- No sigas Jack - le cortó Norte -, olvídate de esa niña no puedes hacer nada por ella - hizo una pausa -. Somos los guardianes de este mundo, no del suyo, ni de ningún otro. Este es nuestro sitio.

Norte extendió la mano para que le entregara la esfera pero Jack dudoso miró a su alrededor, tanto Sandy como Toothiana observaban la escena resignados.

- Jack... por favor... - suplicó Toothiana con un hilo de tristeza en su voz.

Jack entregó a Norte la esfera de mala gana. Se dispuso a irse pero recordó una cosa que debía preguntar.

- ¿Cómo me trajisteis de vuelta?

- Preferiría que no lo supieras - contestó Norte cabizbajo.

<<Me encanta que confiéis tanto en mi>>. Con este pensamiento y sin decir nada más tomó rumbo a su "hogar", pensando por el camino en todo lo sucedido: La bola mágica, el nuevo mundo, la niña, el temor de Norte. No podía dejar de pensar y siguió pensando una vez en casa. ¿Qué no podemos ayudar a otros niños? ¿Acaso lo ha intentando? ¿Hay guardianes en los otros mundo? ¿Si esa niña no sabe quien soy por qué puede verme? ¿Por qué tiene esos extraños poderes? ¿A caso todos en ese mundo los tienen? ¿Cómo me han traído de vuelta? Siguió pensando en ello hasta bien entrada la noche, entonces oyó un suave aleteo en la entrada de la cueva.

- ¿Jack? - dijo suavemente el Hada de los dientes - ¿Jack estas ahí?

- ¿Que pasa Hada, hoy no hay dientes que recoger? - contestó todavía algo mal humorado asomándose hacia la entrada.

- Oh no, siempre hay dientes que recoger. Pero he venido a hablar contigo, creo que es más importante.

- ¡Oh que privilegio!

- Jack por favor escúchame, voy a contarte algo importante. Algo sobre lo ocurrido hoy y lo ocurrido hace años - Jack, algo perplejo, invitó a entrar a Toothiana con un simple gesto de cabeza y ella le siguió hasta el interior de la cueva -. Jack por favor no te tomes a mal lo que ha pasado hoy, Norte ha tenido una mala experiencia con esa esfera mágica y no quiere que la historia se repita.

A new frozen kingdom ❆Jelsa❆ (Español)¡Lee esta historia GRATIS!