05

9.6K 792 500
                                    

Anna Collins Pov.

Las clases ya terminaron, fui como las otras veces a la dirección por mi patineta y me subí en ella, esta semana lo he visto muy raro, no sale del sótano, estoy segura que está planeando algo, pero tengo miedo de averiguar que es...

Escucho unas fuertes risas y veo a Finn con aquella niña, asumo que debe ser su hermana pequeña o algo de él, Finn me ve primero y después ella. La niña viene hacia mi seguida de su hermano o lo que sea, así que freno mi patineta.

-¿Tú debes ser Anna verdad? -dice la niña- mi hermano habla de ti tooodo el tiempo -dice a lo que Finn le da un zape.

-¿Ah si? -cuestiono.

-No le creas, no es cierto -dice- Disculpala, está algo loca.

-Es verdad, por cierto soy Gwendolyn -dice- pero dime Gwen, o Gwenny.

-Hola, soy Anna... solo Anna -digo- saben... tengo que volver a casa o papá se enojará.

-¿No quieres que Finney te acompañe? -dice Gwen.

-¿No tiene que acompañarte a ti? -pregunto.

-Nop, hoy es viernes -dice y la miro confundida- larga historia -mira a su hermano- ¿Entonces Finney?

-Bien -dice rendido- ¿Quieres que te acompañe, Anna?

Caí en cuenta de lo que eso podría significar.

-¿Qué? ¡No! -digo rápido- ehh gracias Blake, pero no es necesario... yo... me tengo que ir, hasta el lunes.

Dicho esto subo a mi patineta y me apresuro a irme, siempre tengo presente que no soy una persona libre y calculo cada paso que doy, pero desde la primera vez que vi a los hermanos Blake algo cambió ¿Qué se supone que tengan ellos de especiales?

No tengo una puta idea.

Regreso rápido a la casa, al entrar no hay nadie, me dirijo a mi habitación pero en el camino me lo encuentro saliendo del sótano, si, resulta que aquella puerta es un sótano, pero me prohibió entrar ahí.

-Llegas cinco minutos tarde, donde haz estado -me pregunta con esa voz tranquila, tan tranquila que me resulta macabra.

-Me distraje leyendo unos libros -digo- en la biblioteca de la escuela hay bastantes.

-Oh ya veo... para la próxima vez Anna, no te distraigas -se me acerca un poco a lo que yo retrocedo- o creeré que me estás mintiendo, sabes que no me gustan las mentiras verdad?

-Si lo sé -digo en un susurro, logra intimidarme de forma muy fácil.

-Espero no me mientas -dice.

-No eso jamás -digo tratando de no sonar tan nerviosa- yo jamás te mentiría.

-Por esta vez voy a creerte, solo por que te haz portado bien esta semana -me despeina un poco- ahora ve a dejar tus cosas.

Asiento y voy casi corriendo a mi habitación, cierro la puerta tirando la mochila a algún lado y me recuesto por la puerta, cierro los ojos y aprieto los párpados, suelto un suspiro pesado y me levanto... dejo la mochila en la cama y salgo, voy a la cocina por un vaso de agua.

Lo veo salir al ver que Max llegó, le dice que por nada del mundo Bajemos al sótano y con eso se va, es raro que salga, de hecho, es raro que esté aquí, se supone que debería estar trabajando. No entiendo un carajo lo que sucede, pero está tratando algo, no sé que es pero lo tengo que averiguar.

.....

Pasé todo el fin de semana encerrada en mi habitación pensando, desapareció un chico que al parecer repartía periódicos... no sé que esté ocurriendo pero no me da buena espina esto.

Estoy pasando por el parque, llegué a la conclusión de que es mejor evitar a los Blake, me... agradan ¡Y ese es el problema! No me tienen que agradar, no me tiene que divertir la forma de ser de Gwen... no me tiene que gustar la compañía de Finn...

Finn Shaw Pov.

Pasaron casi siete semanas desde que Anna llegó, ella me confunde demasiado, al principio temía hablarle, después cuando al fin lo hago descubro que me agrada y de un día para otro me evita a mi y a mi hermana.

¿Qué pasa por la mente de esa chica?

-¿En que piensas tanto, Finney? -me pregunta mi hermana.

-En nada -respondo.

-¿No estarás pensando en una chica alta, pelirroja, que va en tu misma clase y anda en patineta, verdad?

-No -respondo.

-Finney claro que si -dice Gwen- eres demasiado obvio.

-Es que me confunde -digo, necesito hablar de esto con alguien que no sea Robin- por que fue tan buena al principio y después solo se alejó, acaso hicimos algo malo?

-No lo creo -dice- tal vez solo quiere estar sola, ya ves que no habla con nadie, no te agobies pensando en eso, okay?

-Okay -digo- eres más madura que yo -río y mi hermana también.

-Las chicas somos más listas siempre -dice y reímos.

Llegamos a la escuela y cada quien fue por su lado, yo fui a clase de historia y vi en la pared un cartel de desaparecido ¿Otro más? Esto es increíble, no tengo idea de que esté ocurriendo que tantos niños desaparecen, la gente cree que se los está llevando a alguien llamado "El Raptor" o algo así le dicen.

No quería pensar mucho en eso, ciertamente me da un poco de miedo la verdad, además de que voy a tener un juego de béisbol pronto y me tengo que concentrar en eso.

Voy de camino a la clase, paso por un pasillo y escucho a alguien tosiendo bastante, después de un rato paró, logro divisar a la persona y es Anna con su inhalador en manos.

-¿Anna estás bien? -pregunto preocupado.

-Si -dice- no es nada -guarda su inhalador, parece que planea irse así que la llamo.

-Anna espera -digo.

-¿Qué quieres, Blake? -pregunta sin mirarme.

-¿Crees que podríamos charlar?

-No -dice.

-¿Por qué no? -pregunto.

-Tengo clases -dice- ahora si me disculpas -se aleja.

Suspiro pesado, creo que es mejor dejarla en paz, tal vez Gwen tenga razón y Anna simplemente no tiene interés en tener amigos. Fui a mi clase y traté de no pensar en nada más que en la tarea que me habían dejado.

En el descanso estaba con Robin hablando de como le va en matemáticas desde la última vez que fui a su casa para poder explicarle unos cuantos ejercicios. Anna volvió a aparecer en mi cabeza, no entiendo por que no la saco de mi cabeza... quizá es por que ella es muy diferente a las personas que he conocido a lo largo de mi vida, si debe ser eso.

-¿Por qué no en vez de pensar todo el día en ella vas y le hablas? -la voz de mi amigo me saca de mis pensamientos.

-¿Qué? -digo.

-Hablo de Anna -dice.

-¿Qué hay con ella? -pregunto.

-Eso quiero saber yo, que hay con ella?

-No hay nada, Robin -digo- es una chica que prefiere ser reservada y yo respeto eso.

-Mm si tú lo dices, pero recuerda que sea lo que sea yo estoy aquí por si quieres hablar.

-Gracias Robin.

-No es nada, para eso están los amigos.

Holaaa Cucarachitas ¿Como están?

¿Les está gustando?

Como siempre vengo a decir que tengo una cuenta en tik tok donde subo cosas acerca de esta historia y otras más que tengo.

El user: es_leviosa_no_leviosa

Por si quieren pasar por ahí.

Sin más que decir...

Chauuuuuuuu ♡

𝐿𝑎 𝐶ℎ𝑖𝑐𝑎 𝐷𝑒 𝐿𝑎 𝑃𝑎𝑡𝑖𝑛𝑒𝑡𝑎 ᵗʰᵉ ᵇˡᵃᶜᵏ ᵖʰᵒⁿᵉDonde viven las historias. Descúbrelo ahora