Capítulo 4: La sensación de estár ahogándose.

4K 748 68
                                    

—Creo que no deberías preocuparte tanto, es normal que un joven adulto no duerma mucho cuando está en la universidad. —persuadio el pelinegro con una sonrisa nerviosa. HoSeok no le creyó.

—Tus ojeras YoonGi —empezo diciendo con un atisbo de molestía— Tu manera nerviosa de ver a los costados mientras caminas, en como te sobresaltas al escuchar algún ruido, tu falta de concentración. Algo te está pasando.

—No me sucede nada, ya te dije que es por el trabajo.

—¡Llevas actuando así casi dos semanas!. —expreso molestó, no comprendía que le estaba pasando a su amigo, pero rara vez lo había visto tan decaído. Y la otra vez tenía los ojos hinchados clara advertencia de que estuvo llorando— ¿Te paso algo, alguien te hizo algo?.

—No. —se forzó a decir, no estaba para hablar de su problema de sueño.— No es nada importante solo no puedo dormir. —comento pesadamente, tan  solo recordar el rostro de aquel ser los vellos de su brazo se erizaban. HoSeok sin embargo se detuvo rápidamente viendo petrificado al otro.

—¿YoonGi... tú, estás teniendo...? —estaba a nada de terminar la pregunta, pero la risa nerviosa que le dio el pelinegro y la explicación lo dejo aturdido.

—No vayas a empezar con tu mierda paranoica HoSeok. —escupio. No quería sonar grosero pero la falta de sueño lo estaba poniendo mucho más malhumorado— Fui con un medico y me dijo que lo que tengo se llama trauma del sueño. Me recetó un medicamento que me ayudara a consiliar el sueño.

—El trauma del sueño no tiene nada que ver con qué tú estés... —y de nuevo YoonGi lo interrumpió.

—Sí, si tiene mucho que ver, me explicaron que ese trauma hace que mi cuerpo está dormido pero mi cerebro siga trabajando, eso causa que sienta que no puedo moverme o que sienta que estoy atrapado en una pesadilla. —explico para que HoSeok entendiera.— Carajo, solo tengo que tomar esas pastillas y ya no tendré problemas. —pero HoSeok no le creyó. Y YoonGi tampoco se creyó ninguna de su propias palabras.

Porque lo que le estaba pasado, rebasada a las explicaciones científicas.

[•••]

Supo que era un pesadilla desde el principio, y como no, si nada más cuando quedó dormido la imagen de el ahogándose le llegó, estaba en un lago o algo así, tenía cadenas que apresaban sus brazos y piernas, en sus tobillos tenía rocas que lo estaban hundiendo, se movía de un lado a otro intentando soltar el agarre, nada funcionó.

YoonGi se hundió en el fondo del lago, el agua empezó a colarse por su nariz, boca y oídos, el aire empezó a terminarse más rápido de lo posible, inclinaba la cabeza hacia arriba intentando respirar hasta que ya no pudo. La sensación de estar ahogándose lo perturbó, sus pulmones ardían, se quemaban. Y él no pudo hacer nada desde el principio.

Esa tortura duro horas, así lo sintió el, porque se ahogaba y no dejaba de hacerlo, intentaba despertar pero era imposible. Su cuerpo fue jalado al fondo del lago, se había rendido, era imposible liberarse de aquellas cadenas, miro hacia abajo, unas pequeñas manos estaban quitándole las piedras que lo mantenían apresado, el corazón le latía mucho más rápido ahora cuando se dio cuenta de que quien lo liberaba era ese extraño ser de cabellos blancos, ese chico también estaba en el fondo del agua pero parecía que si podía respirar, incluso estando todo oscuro YoonGi admiro esos orbes tan grises de sus ojos, en como su rostro tenía la expresión de molestia y no de burla como casi siempre.

Antes de que las rocas fueran quitadas de sus tobillos ese ser levanto la vista, quiso sonreír burlón como siempre pero solo una mueca se formó justo cuando dijo: — Yo no soy un trauma y tú lo sabes. —y lo soltó, dejo que su cuerpo regresará a la superficie, YoonGi respiro tan profundo, el aire regreso a sus pulmones, sus ojos estaba cerrados mientras intentaba controlar la respiración.

Escucho el sonido de un chasquido.
Y YoonGi despertó.

Estaba empapado de sudor, Min YoonGi ni siquiera se movió, no supo que hacer, había escuchado la voz de aquel que lo atormentaba y sintió miedo. Tal vez... si existían cosas que la ciencia no podía explicar.

Y que unos medicamentos para dormir no podían detener.

/

/

/

/

/

/

/

/

/

/

/
........................(1)....

El Demonio de los Sueños © |YoonMin|Donde viven las historias. Descúbrelo ahora