13

360 37 32
                                                  

Penúltimo capítulo.

Jungkook.

No había podido pegar el ojo en toda la noche, el hecho de que hoy Donnie fuera a ayudarme para sacar a mi familia de aquí me tenía en alerta.
No paraba de dar vueltas de un lado a otro hasta que la puerta se abrió sigilosamente.

—Tío, Jungkookie, ven, acércate. —Susurró Donnie, apenas se podía escuchar Para él mismo. No le contesté solo con pasos cortos fui acortando la pequeña distancia que nos separaba. —Le he robado esto a TaeTae, son unos juguetes muy bonitos. —Estiró el par de pistolas negras hacía mi, abrí los cartuchos y vi que apenas y tenían unos cuantos tiros. —Hoy en la noche te dejaré salir para que saques a muñequita y a bebé.

Antes de que pudiera protestar, Donnie ya había corrido escaleras arriba, debía pensar en un plan pero es que parecía algo imposible, no conocía siquiera la maldita casa.

...

Taehyung.

Todos son unos idiotas, no podía reprimirme este sentimiento de burla hacía ellos; sienten que van dos pasos delante de mi cuando yo ya di cinco.

No saben que todo este jodido tiempo he estado observándolos por las cámaras.

Tu papel de súper héroe se te acabará pronto, hermanito.

...

Mía.

El dolor en mi entrepierna no me había podido dejar dormir en toda la noche, la lluvia y los relámpagos que caían hacían de este martirio un castigo peor.

¿Qué he hecho mal para merecer todo esto? —Me repetía una y otra vez dándome bofetadas mentales, todo hubiera sido más fácil si desde el inicio Jungkook hubiera acabado conmigo.
Esos tres golpecitos en la muerta de nuevo se hicieron presentes:

—Muñequita, hoy mismo saldrás de aquí con bebé. —Dijo mientras trataba de recuperar el aliento, como si hubiera corrido un maratón. —Tío Jungkookie te va a sacar de aquí en la noche.

—Do-Donnie, muchas gracias —Repliqué mientras sentía cómo las lágrimas saladas empezaban a caer en mis mejillas. —Te vamos a sacar a ti también, sé que n-no eres feliz con el.

No llores muñequita —Dio un pequeño suspiro —No puedo dejar solo a mi papá.

Había podido escuchar como Donnie se tapaba de un manotazo la boca, ocultando lo que ya era evidente.
Taehyung es su padre.

—¿Tu-tu padre? —Pegué ambas manos a la maltratada madera —¿Taehyung es tu padre, Donnie?

—Si muñequita, TaeTae es mi papá pe-pero tengo que irme, adiós.

Se paró tan rápido como pudo y escuché sus pisadas alejarse rápidamente por el pasillo.
Comencé a llorar aún más ¿cómo Taehyung había podido ocultarme tanto en todo este tiempo?

—¡Eres una estúpida, Mia! —Me dije hundiendo mi cara entre mis rodillas llorando como si no hubiera un mañana.

En eso escuché un tumulto de llaves detrás de la puerta: era el.

ᴇɴ ʟᴏ ᴘʀᴏғᴜɴᴅᴏ ᴅᴇʟ ʙᴏꜱϙᴜᴇWhere stories live. Discover now