Capítulo I: S Magazine

87 7 11

—Charlotte. No daré vuelta atrás— gruñó mi jefe mirándome fijamente—. Necesitas un artículo realmente interesante si quieres quedarte en esta revista.

Estaba segura que no bromeaba esta vez. Mis últimos artículos para S Magazine fueron un desastre. Mi cabeza corría riesgo de rodar en las próximas semanas y mis útiles de escritorio serían echados a la calle en una caja de cartón.

Salí de la gerencia y caminé casi desmayando dos pisos más abajo. Me desplomé en mi escritorio en el departamento de redacción. Una vez en mi zona segura hundí mi rostro sobre mis brazos totalmente derrotada. ¿Qué iba a hacer ahora? Las ideas se me habían agotado, estaba sufriendo un bloqueo.

—¿Mucho estrés?— preguntó Ralph desde su escritorio. Estiraba su cuello como una jirafa para poder verme sobre la pantalla de su computador.

—El jefe me odia— le respondí a mi compañero de trabajo a la vez que me incorporaba para darle la cara.

—No te lo tomes personal Charlie, él nos odia a todos.

—En especial a mí que no consigo "el artículo" para impulsar mi carrera.

Ralph chasqueó la lengua en un gesto de preocupación y volvió a teclear frenéticamente en su computador.

Ya han pasado seis meses desde mi llegada a S Magazine y no he hecho más que notas pequeñas. Soy una periodista recién graduada, con todas las ganas del mundo de entrar a un periódico serio y reconocido. Por desgracia (y mi falta de experiencia laboral) sólo fui aceptada por S Magazine, la revista número uno de chismes sobre la farándula en Blastville.

Mis compañeros de trabajo son un grupo de buitres hambrientos de noticias, persiguen todo el tiempo a alguna celebridad para captar el mínimo desliz. En lo personal, odio entrometerme en la vida de los demás, pero desde que ingresé en este mundo he tenido que cambiar un poco mis principios y mis creencias.

Caminé por la oficina con parsimonia, como si deambular pudiera aclarar mi mente. Mis tacones resonaban sobre el piso de baldosas oscuras como el galope de un caballo moribundo. En ese instante alguien encendió la enorme televisión del lugar. Una voz femenina proveniente de ella atrajo mi atención.

—Esta es una entrevista exclusiva para nuestro canal. Reciban con un aplauso a ¡Evan Lancaster!

El chico de cabellos dorados hizo su entrada al set de televisión en medio de los histéricos gritos de sus fans. Tomó asiento al lado de la conductora y dedicó una sonrisa fugaz a todos.

La entrevista inició. Había escuchado sobre Evan Lancaster. Actor, músico, un joven que de la noche a la mañana fue descubierto y lanzado a la fama por lo más alto hace unos meses. Una estrella en ascenso con posibilidades de fama mundial. Al parecer el efecto de la fama en la ciudad ya le estaba comiendo el cerebro, en la televisión se mostraba como alguien soberbio y altanero.

Mi mente voló entre todos los recuerdos. ¿Qué tanto sabemos de Evan Lancaster? Nunca se han revelado grandes detalles sobre su vida. Un reportaje sobre él, su historia, tal vez algunos secretos. ¡Ese sí que sería un reportaje interesante!

—¡Lo tengo!— grité y todos en el área de redacción alzaron la cabeza para verme asustados.

—Voy a hacer un reportaje completísimo a Evan Lancaster— le comuniqué a Ralph con voz triunfante.

—Suerte en ello— respondió con voz monótona—. Nadie consigue entrevistas con ese tipo tan fácilmente. Creo que puedes ir borrando todos tus datos de ese ordenador. Alguien más lo utilizará desde el próximo mes.

¿Acaso Ralph me estaba retando? ¡Los desafíos son el juego favorito de Charlotte White!

—Ve acostumbrándote Ralph, me veras por aquí un tiempo más.

*/*/*/*/*/*

Hola! Gracias por darle una oportunidad a esta historia. Subiré los caps semanalmente. Espero tus comentarios y votos si es de tu agrado.  :) Mayte

My Toxic Love- Mayte Gutiérrez¡Lee esta historia GRATIS!