Por quererme a mi misma.

70 4 0

Desenterrar todos esos complejos que una vez me hicieron llorar, para esta vez reírme a carcajadas de ellos. Asumirlos, ver que si no les doy importancia, las criticas ajenas sobre ellos no me afectan. Que cuando me digan: "¡eh tía que piernas y que bajita eres!" reírme y responder: "Lo bueno siempre tiene que ser pequeño, para estar concentrado y eh, mejor culo que tu tengo, no te rayes". Solo yo puedo entenderme, no obstante, mi tiempo tardé en aceptar que soy de la manera que soy. Que mi cuerpo es una porquería, pero que cada mañana me miro al espejo y algún día pienso algo positivo. La mayoría de los días es algo como que no quiero ser así, podría mejorar, podría ser ese intento de la chica a la que todos envidian por su belleza y su sonrisa, por su estilo y sus notas. Otros días, aunque sean menos, me doy cuenta de que claro que puedo mejorar pero tengo que quererme a mi misma. Esa es la clave, tuve que salir una vez de un gran  abismo y ahora al menos soy capaz de mirarme y decir: "Joder cada vez me veo más bonita". Supongo que esto es el resultado de tener al novio mas creído del mundo, pero creedme cuando os digo que el tiene motivos para serlo. Esa envidia que me produce ver las risas que le dan cuando escucha una crítica, que si pudiera se casaría con un espejo. Mi gran defecto es el de dejarme influenciar demasiado por personas que solo me quieren ver jodida. Sin embargo sé que debo de ser yo misma, que realmente eso es lo que me hace bonita. Pero me jode demasiado que un pasado me persiga. Y aun así, por mucho odio que me llegué a tener un día, él consiguió tanto.. Ya no necesito vivir atada al número que marca un peso, ya no necesito contar las kcal para no engordar, ya no pienso en eso, ya solo pienso en ser feliz queriendome a mi misma.. Y descuidad, que cada día lo consigo más.

Labios de acero inoxidable.¡Lee esta historia GRATIS!