Camino a recordarte - Parte 3

292 8 2

Daniela (Chile) – Sábado por la tarde.

“—Inundada en pensamientos me encontré y de sombrías premoniciones huía, las repeticiones de mis actos me dieron a conocer lo inútil que eran mis esfuerzos, pero cada beso me hacía olvidar todo esto y simplemente volvía a iniciar.

Decidí dar una pausa y pensar mejor en lo que haría, centrarme en mi estudios los cuales había dejado completamente de lado, pedí prestado unos apuntes los cuales termine de copiar más rápido de lo que pensaba, como un método de liberación o relajación, decidí salir un rato, un poco de aire lleno de dióxido de carbono tal vez es lo que necesito para bajar de las nubes y pensar bien las cosas.

Con las notas en mano, salí a la calle.

Por más diferente que sean las cosas aquí que en chile, siento que puedo acostumbrarme a esto más fácil de lo que pensaba, las ciudades alegres me gustan mucho, y conocer lugares y gente nueva también, pero llegado a este punto lo único que quiero no es que alguien me conozca, sino que reconozca mi existencia y que no se olvide de esta nunca más.

Mi pensamiento sombrío puede ser muy fuerte, pero no creo que esa sea la razón por la cual ha empezado a llover.

Me gusta la lluvia y me gusta caminar debajo de ella, el frio que siento me hace recordar que estoy viva, y solo sirve para sentir que la calidez que siento en mi corazón es cada vez más fuerte.

Llego a mi destino, subo un ascensor, salgo en el 3er piso solo para correr y esconderme.

“—No esperaba ver esa parte de ti, y siendo sincero me gusto, aunque de una mandaste a volar todo y todo regreso a la normalidad, pero todo estuvo genial, la pase muy bien, espero que lo podamos hacer de nuevo, pero esta vez en mi casa, ¿está bien? “—Él decía.

“—Si che, para la próxima, pero esta vez quiero que tú lo hagas, mientras yo solo quiero estar ahí quietecita disfrutando, porque tienes cara de que sabes hacerlo bien, pero que eso quede entre nosotros, vos no querrás otro problema como el anterior, y yo tampoco quiero uno, así que dejémoslo en un secreto, ¿sí? “—Ella le respondía.

“—Claro, de hecho eso le da un toque especial a esto, así en secreto puede ser más rico.

Bueno, me voy, cuídate, ya te aviso para la próxima, nos vemos en la escuela y no olvides de lo otro que te hable, espero que puedas.

“— ¿Qué…?

¿Qué hace Perú saliendo de la habitación de Argentina?

¿Porque?

¿De que hablaban?

¿Por qué se ven tan felices?

¿Y por qué?

¿Por qué me siento tan herida?

“—Me escondo para que no me vea, y luego de que se va, voy hacia la habitación de argentina, meto sus notas por debajo de su puerta, toco el timbre y salgo corriendo.

—No quiero preguntar, no quiero saber, mi mente está llena de preguntas que no quieren una respuesta, tengo miedo de saber, de saber lo que paso, de entender la verdad.

De que él no me olvida, simplemente me reemplaza.

“—He corrido tanto por tanto tiempo que estoy agotada.

La lluvia se ha detenido y ya está anocheciendo, estoy en un lugar que conozco muy poco, así que me apresuro a salir de ahí.

Country of Love (OneShot)¡Lee esta historia GRATIS!