XXXII. El regreso de Dante

6 0 0
                                                  

"¿Sabes cuántos guardias tenían vigilandome?", me pregunta Dante por el teléfono. "¡Uno! Eso es todo lo que valgo para ustedes. Un miserable guardia"

"Agradece que solo era uno", le digo a mi amigo por teléfono celular mientras todos nosotros seguimos caminando. "No te habríamos podido rescatar de otra manera"

"¿Y por qué es que me tienes que mandar rescatar de nuestro propio edificio, se puede saber?", Dante está claramente molesto. Pero eso se le está por pasar.

"Dante, Murphy nos ha traicionado. Se ha unido a una facción de los De la Cruz que se están deshaciendo de William para que Beatriz despierte tres años antes de lo planeado"

"¿Y? Esos son sus problemas. Nosotros no tenemos por qué meternos"

"Griffin y esta facción tienen planes bastante radicales, Dante. No podemos dejarlos tomar el control. No se trata de solamente nuestros trabajos. Hay vidas humanas que van a perderse"

"¿Y?", pregunta con mayor volumen. "Nosotros le dejamos a nuestros vampiros tomar vidas humanas todo el tiempo. ¿Qué sería distinto esta vez?"

"Que esta vez vamos a ser nosotros los devorados. Dante, por favor. Necesito que me ayudes. Estoy en el campo tratando de convencer a los que tienen que apoyarnos. No puedo estar en mi oficina coordinándolo todo. Tú vas a tener que hacerlo"

"¿Por qué querría ayudarte?", me pregunta. "¡Tú me mandaste amarrar y encerrar en un sótano asqueroso de uno de nuestros edificios! ¡Uno de los nuestros, Erwin! Eso es lo que más me molesta. Estaba debajo de nuestras propias oficinas. Es humillante"

"Lo siento mucho", le digo con la voz más calmada que puedo usar dadas las circunstancias. "En serio lo siento. Ahora veo que fue un error"

Un silencio mientras yo y mi delegación de mercenarios y vampira seguimos avanzando.

"Está bien. No te escucho aceptar que has cometido errores con mucha frecuencia, así que eso es un gran avance", me dice Dante. "Como sea, aquí estamos en tu oficina. Los dos mercenarios que me liberaron están aquí conmigo y han instalado unos artefactos en el piso para nuestra seguridad. Creo que estamos bien por el momento. ¿Qué necesitas?"

"Tenemos un plan. Pero necesito que coordines algunas cosas desde ahí"

Entonces le cuento todo. Sé que es posible que el celular esté intervenido, sobre todo considerando que originalmente era de Spaz. No obstante, no me importa. Murphy y Laura y el Piojo y Griffin son personas inteligentes. Pueden deducir por su cuenta la mayoría del asunto. Aun así, si me están escuchando, dudarían de si lo que estoy diciendo es en serio o para despistarlos.

Como sea, no me siento completamente seguro de confiar en Dante. Nunca ha sido el más sólido de los compañeros. Es despistados y se distrae con facilidad. Lamentablemente no hay otra alternativa. La opción obvia, que era Murphy, está trabajando para el otro bando.

Dante, por su parte, se sintió importante de ser parte del plan. Se sintió valorado. Eso, en cierta forma, fue algo que no había previsto. Bien por él, en todo caso.

"Contacto", dijo de pronto Drakken y se arrodillo en donde estaba. Ponce le mostró la pantalla de su aparato. Drakken se volteó hacia mí. "A dos clicks a la derecha tenemos a Murphy Warren. Está acompañada de cinco de sus agentes de seguridad"

"¿Están seguros que es ella?", le pregunté, arrodillado detrás de él.

"Tenemos software de reconocimiento facial en la central. Le transmitimos el video del dron y allá tenemos un analista corriendo el software y comprobando manualmente. Sí, estamos seguros. Es Murphy Warren. Los cinco agentes que la acompañan son Darwin Kunis, Ottis Brown, Aaron Linares, Conor Montero y Terrence Luz. Tenemos en el registro sus direcciones y cuánto dinero tienen en sus fondos de pensiones. ¿Quiere esa información también?"

Los vampiros de la calle AbastosWhere stories live. Discover now