El encuentro

40 5 2
                                                  


UF que golpe, ¿dónde estoy ?, ¿lo he conseguido? Creo que si.

Me levanté del suelo mirando a los lados cuando de pronto vi una ciudad, pero no una ciudad normal sino una élfica.

Al levantarme salí corriendo hacia la ciudad, al entrar me encontré a una chica y pensé que ella era la elegida para guiarme por la ciudad, me acerqué a ella y la pregunté cómo se llamaba, ella me respondió con una dulce voz.

Al levantarme salí corriendo hacia la ciudad, al entrar me encontré a una chica y pensé que ella era la elegida para guiarme por la ciudad, me acerqué a ella y la pregunté cómo se llamaba, ella me respondió con una dulce voz

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

-Hola, me llamo Eru.

Al oír esa preciosa voz me sonrojé y la respondí:

-Encantado de conocerte, yo me llamo James.

-¿Qué tipo de criatura eres?

-Soy un humano, he terminado aquí a través de un portal.

-La gente dice que sois unas malas personas, que taláis árboles y queréis terminar con nosotros, pero creo que tú no eres así.

-¡¿Quién dice eso?! No es verdad, bueno algunos talan árboles, pero no queremos terminar con vosotros porque ... Sinceramente, los humanos no creen en vosotros excepto yo, siempre he pensado que vosotros existís.

-Vaya, en fin, sígueme, te enseñaré mi casa.

-Eh vale, una pregunta, ¿no tienes unas orejas de elfo o algo parecido para que me haga pasar por uno de vosotros?

-No, pero si vamos al pantano te puedo hacer unas de tierra luminosa.

-No sé, Eru, suena muy mal.

Eru me dijo que me pusiera la capucha de la chaqueta, luego me cogió de la mano y tiro de mi hasta que salimos de la ciudad. 


La ciudad elfica perdidaDonde viven las historias. Descúbrelo ahora