09 | Virgen

1.6K 219 61
                                    

Había tenido suerte que justo en la playa había una cueva donde podían refugiarse de la lluvia, Taehyung había entrado en pánico cuando vio como comenzaba a llover, desde el océano no se ve tan gris ni tan feo pero desde el mundo humano hace un frío desagradable y encima no podían salir de la cueva, al menos el no debido a la gran tormenta que había comenzado a caer y que tenía pinta de no parar en toda la tarde.

—¿Por qué no puedes mojarte?— le preguntó ladeando la cabeza.

—eh...

*Flashback*

—cuando llueva dile a la gente que eres alérgico a la lluvia y no te puedes mojar.

*Fin del Flashback*

—soy alérgico a la lluvia— respondió al recordar lo que Jungkook le dijo.

—vaya, como tu hermano— le dedicó una tierna sonrisa y acarició su hombro con suavidad. —voy a salir a coger piedras para hacer fuego, esta lluvia tiene pinta de que no se calmará.— acarició el cabello ajeno y lo arropó bien con sus prendas. —espérame, lindo.

El menor asintió y observó a Hoseok alejarse rápidamente, posiblemente quiere terminar rápido para de esa forma mojarse lo menos posible.

La cueva era bastante grande como para que el agua llegue cuando suba la marea, había marcas del agua pero estaban a la entrada solo cubría unos cinco metros y la cueva era muchísimo más profunda y grande de eso lo que hizo tranquilizar a Taehyung ya que según sus cálculos pasarían la noche en aquella cueva.

Hoseok no tardó mucho en llegar y cuando regresó venía con una bolsa en la que traía una manta y muchas piedras y ramitas. Lo echó todo en la arena y lo primero que hizo fue echar la manta en el suelo y dio una palmadita para que Taehyung se acurrucara en ella y no tardó en hacerlo para luego comenzar a hacer una hoguera con las piedras y ramitas.

—listo— sonrió satisfecho y comenzó a desvestirse lentamente. —estoy empapado, me voy a desvestir para no resfriarme espero no te incomodo.

Aquello hizo sonrojar a Taehyung ferozmente. El mayor comenzó quitándose las deportivas y acto seguido la camisa colocándomela a una distancia prudente de la hoguera para que se seque y luego hizo lo mismo con sus pantalones y finalmente el bóxer quedándose completamente desnudo y cubriéndose con una sabana que había traído también para sentarse junto a Taehyung.

—¿de donde sacaste la manta y la sabana?— preguntó con curiosidad.

—fui a comprarla en un momento— respondió con una tierna sonrisa.

Taehyung sentía su corazón latir ferozmente, le daba mucha vergüenza mirar al mayor, le daba tanta vergüenza que siempre evitaba la mirada pero al mismo tiempo deseaba crear una situación íntima, quería estar bajo el mayor donde los dos estuvieran desnudo, lo deseaba, deseaba hacer el amor con el, se estaba enamorando y eso le causaría muchos problemas, le conocía de muy poco tiempo pero para el era un flechazo muy fuerte, los tritones se enamoran más rápido que los humanos y ese era su problema.

Taehyung ante tal imagen comenzó a excitarse y eso lo mostró a travez de su miembro viril, comenzó a crecer y hacerse notoria de una forma dolorosa. Hoseok que no quitaba la mirada del menor lo notó y su respuesta la manifestó en su miembro, el que comenzó a crecer y se empezó a sentir a través de la toalla.

Los dos chicos estaban calientes, los dos lo deseaban y Hoseok fue quien inició el juego quitándose la toalla y pegando a Taehyung sobre su cuerpo comenzando a besar lentamente el cuello del menor, dando besos suaves y cortas lamidas hasta el punto de que llegó a morder marcando el cuello del menor. Bajó los besos por la clavícula y cuando sintió que le estorbaba la camiseta ajena la sacó rápidamente y tumbó al menor sobre la manta acariciando el pecho ajeno con mucho cariño.

—eres hermoso, Taehyung— susurró el mayor colocándose ahorcajadas sobre el menor.

—hyung... quiero que me hagas tuyas.— confesó totalmente sonrojado.

Le había llamado a Taehyung y ninguno de los dos fue consciente de aquello, a Taehyung se le olvidó que su nombre humano era Vante y Hoseok solo veía a Taehyung en su cabeza, su hermoso tritón que le volvía completamente loco.

Hoseok escuchó la petición ajena y asintió un poco acercándose a los labios ajenos para besarlos con algo de desesperación y deseo al mismo tiempo que bajaba los pantalones ajenos dándose cuenta de que no llevaba ropa interior y eso le hizo ponerse muy cachando y subir la intensidad del beso al cual Taehyung respondió saboreando bien los labios ajenos, aquellos labios que le volvieron completamente loco desde la noche anterior.

El beso se convirtió en un beso salvaje y muy muy caliente, Hoseok se movió lentamente y abrió su palma para llevarla a una de las nalgas ajenas para dejar allí la marca de su mano.
Taehyung comenzó a mover sus caderas contra el cuerpo ajeno creando fricción entre ambos miembros y haciendo que ambos se pusieran muy duro.
Hoseok acercó su rostro a la oreja ajena y mordió esta con cuidado para luego susurrar:

—¿eres virgen?— le preguntó repartiendo pequeños besitos por todo el mentón ajeno.

—s-si— respondió con un leve rubor en sus mejillas.

—es para tener más cuidado contigo— murmuró.

El mayor comenzó repartiendo pequeñas caricias por la entrada ajena introduciendo uno de sus dedos en el interior ajeno y moviéndolo lentamente en forma de círculos haciendo jadear al menor. Le abrió las piernas con cuidado y suavidad acariciando los muslos ajenos e introdujo un segundo dedo abriendo los dedos y en todo momento observó la cara del menor viendo las muecas que hacía y comenzó a acariciar el miembro ajeno repartiendo suaves caricias por el glande ajenos haciéndole gemir levemente.

Cuando sintió que estaba preparado sacó sus dedos y alineó su propio miembro en la entrada ajena empujando un poco esta hasta que finalmente comenzó a penetrarlo lentamente introduciendo solo el glande y esperando un poco para introducir parte de su miembro en el interior ajeno.

El menor hizo una leve mueca, era muy grande y su interior muy estrecho, sintió la mano del mayor masajear su miembro y le hizo calmarse un poco hasta que finalmente el mayor introdujo todo el miembro por completo dando con el glande en su próstata y haciéndosele soltar un fuerte gemido de placer. Taehyung como respuesta movió sus caderas contra el mayor pidiendo más y Hoseok no tardó en hacerlo. Comenzó a darle embestidas lentas y cortas para que el menor pueda acostumbrarse y una vez que se acostumbró comenzó a subir el ritmo de las embestidas haciendo gemir más altos al menor y al mismo tiempo que el mayor le embestía movía sus caderas cada vez más rápido para así pedir más y más y así lo hizo el mayor.

La cueva hacía eco y se escuchaban perfectamente los gemidos de ambos chicos y el sonido de la piel del mayor chocar contra la entrada del menor. Hoseok creó embestidas fuertes golpeando una y otra vez la próstata ajena y arrancándole fuertes gemidos al menor volviéndose loco.
Unieron sus labios en un beso sin dejar de moverse, Taehyung se frotó por el abdomen ajeno sintiendo su glande palpitar soltando el presemen lo que le hizo gemir más fuerte aún.
Hoseok tomó el miembro ajeno con una mano y comenzó a masturbarlo rápidamente al mismo ritmo que lo penetraba cada vez más fuerte hasta que no pudo aguantar más y finalmente terminó llegando a su orgasmo y corriéndose manchando ambos pechos de su esencia.

Hoseok sintió como las paredes del menor comenzaron a apretar su miembro y aquello le excitó tanto que sin poder aguantar más se corrió en el interior ajeno llegando de igual forma al orgasmo y quedando exhausto tumbándose en la manta abrazando al menor con cariño y saliendo lentamente de el para dejar un besito en la frente ajena.

—eres increíble, bebé— le dedicó un sonrisa y lo acurrucó bien entre sus brazos.

—tú eres increíble, hyung— se acurrucó en el pecho ajeno lentamente.




¿Le gustó el lemoncito? 😏😏

Solo digo una cosa, no usaron protección, ahí lo dejo.

/suelta la bomba y se va corriendo.

The Little Merman | HopeVDonde viven las historias. Descúbrelo ahora