LA VISITA DE HASTUR

332 36 9

Es más que conocido que Hastur no tiene sentido del humor, era lento para reaccionar, un poco torpe y sin imaginación

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

Es más que conocido que Hastur no tiene sentido del humor, era lento para reaccionar, un poco torpe y sin imaginación. Cada que iba a la tierra era Ligur el que lo guiaba y lo ayudaba en casi todo a pesar de que era su aprendiz

Una de las maneras en que el difunto demonio lo auxiliaba era saber en qué terreno llegar a la tierra, ya que Hastur siempre se alzaba del inframundo topándose con lodo, con un árbol, con un perro bravo, o sus heces, e incluso en terrenos con agua como estanques o charcos. Para el 16 de septiembre, la fecha donde sucedió todo, no fue la excepción, ascendió de las profundidades justamente en un lago de un parque cercano de la casa de Madam Tracy, terminando empapándose todo y cubierto de lodo, incluso la canasta del bebé humano que llevaba consigo.

-ugh, no criatura, te vas a enfermar y te queremos viva

dijo Hastur mientras colocó la canasta en el pasto seco para sacar al bebé entre unas cobijas que aún estaban secas, la envolvió y la tomó por primera vez entre sus brazos

-es una verdadera lástima que tenga que llevarte en mis brazos

dicho esto la bebé recién nacida, no pudo evitar llorar al despertarse por los movimientos que el demonio hacia tan bruscamente

-adefesio no llores, aaagh ¿por qué me tuvo que tocar esta tarea a mí habiendo tantos mensajeros del infierno?

la recién nacida presionaba demasiado sus ojos porque era la primera vez que sentía el frío y las intensas luces de la ciudad en su cara. Hastur intentó tranquilizarla arrullándola en sus brazos, tapando cada parte de su pequeño cuerpo para que no se resfriara ni pasara frío por la helada noche de otoño de Londres. Una vez caliente y feliz del afecto que sentía, la bebé se esforzó lo mas que pudo para poder ver de quien lo recibía. Por primera vez abrió los ojos, miró a Hastur haciendo su mayor esfuerzo por tenerla caliente a lo que no pudo evitar dejar de llorar y regalarle una hermosa carcajada

-¿qué quieres asquerosidad?- dijo con desagrado mientras seguía poniendo una tercera cobija -¿no vez que estoy ocupado tratando de que no te resfríes? que ¿qué más da? fuiste algo fácil de hacer, así que sin mucha molestia la Señora puede volver a hacer a otro humano como tú, pero, ¿y si se molesta? no quiero que eso pase, no quiero que por tu culpa me mande al departamento de expedientes o a sostener baldes por toda la eternidad

El bebé evidentemente no entendía lo que decía el duque del infierno pero le daba mucha gracia verlo batallar, cuando de pronto balbuceó dulcemente, lo que provocó que Hastur por primera vez la viera a los ojos, esos ojos tan dulces que él mismo hizo que milagrosamente la niña tuviera, grandes ojos cafés escondidos con unos delgados cabellos pelirrojos que parecían una pequeña capa de algodón rojizo. Se quedó maravillado por su inusual belleza, tanto que únicamente se le quedó viendo fijamente hasta que lentamente la niña se volvió a quedar dormida.

La noche cayó sobre la ciudad de Londres, y con ella, el trato al que habían llegado con Madam Tracy. Crowley recién salió de bañarse con una toalla rodeando su cadera, masajeaba su cabello mojado cuando vió al ángel vistiéndose y perfumándose para salir a cenar con sus anfitriones. Aziraphael estaba en ropa interior de espaldas a él, parado frente a la cama alzando un pierna para poder subir sus sus calcetas, el demonio no dudó ni un instante en tomar su celular para capturar en unas cuantas fotografías el paisaje tan erótico que observaba

-oh, ahí estás cariño, apresúrate en vestirte para ir juntos a la tienda para comprar lo que hace falta para la cena

Crowley al instante guardó su móvil antes de que el ángel se diera cuenta, a lo que el ángel solo entrecerró uno de sus ojos al ver al demonio tan nervioso

-sí, enseguida me alisto...

-ajaa?? mmm el departamento es un poco interesante, pequeño pero bonito

-lo dices tú porque no tiene artefactos para cazar ángeles

-cariño no creo que un cazador de brujas o sus jugetes puedan lastimar a un demonio

-¡por supuesto que lo hacen! cuando leen esos... tontos libros, usan sus artefactos benditos e invocan a Diosa, tal vez no nos matan pero duele demasiado, es por eso que ya no solemos poseer humanos, luego terminan haciendo estúpidas películas de terror con nosotros

-ya veo, ¿Y qué ganan ustedes introduciéndose en los cuerpos humanos? si se puede saber

-mgh, diversión supongo

-¿diversión?¡las personas sufren Crowley! ¡para ellos no es... divertido! ok haré como si no hubiera escuchado eso cariño, y dime ¿Tú lo haz hecho?

-pero para nada ángel, DETESTO el aroma de velas e incienso que usan en los exorcismos, prefería fingir que lo hacía una u otra vez para los reportes a la oficina, esa es la verdad ángel

-supongo (mientras daba los últimos ajustes a su corbata de moño) ¿Ya estás listo?

(Crowley ajustando su bota derecha) -listo, vamos, toma tu abrigo

El Plan Inefable 🍎🌿Donde viven las historias. Descúbrelo ahora