E L E V E N

741 149 4

Conforme el tiempo pasaba, Tony pasaba más tiempo con María, y eran menos las veces que este hablaba sobre o con Steve, María lo agradecía bastante.

Howard también estaba más tranquilo pues no había escuchado que Tony le contara sobre Steve en los últimos días, y la psiquiatra les comentó las enfermedades que estaba descartando, al menos la esquizofrenia ya no era un 80%.

—Quizá debería tomarse unas vacaciones señor.—Aconsejó su fiel mayordomo al ver como este casi moría de estrés hojeando una y otra vez sus libros y papeles del trabajo.

—Jarvis por favor, no puedo tomar vacaciones ahora.—Bufó.

—Yo solo digo señor, no le vienen mal, y a Tony pueden caerle bien...

—¿A que te refieres con eso?—Por un momento volteó hacia el, dándole atención.

—Ya sabe señor, distraerlo de la caótica ciudad puede relajarlo un poco, incluso se distraerá y hasta podría hacer amigos.

—Hmn...—Howard lo pensó por un momento, quizá no era tan mala idea.

Si iban por al menos el fin de semana a un Resort cinco estrellas serviría de descanso para los tres por todo con lo que habían estado lidiando.

—Tienes razón Jarvis.—Dejó de lado los papeles y este hizo un ademán con la cabeza.

—No es nada señor.

—¿Quieres venir con nosotros? También te faltan unas vacaciones ¿no?—Le sonrió.

Pero este se negó. Tenía que ser una oportunidad para que los tres disfrutasen.

—Ya eh tenido vacaciones hace unos meses señor, me temo que esta vez prefiero que vayan ustedes tres, pasen tiempo juntos.—Sonrió de lado.

—Está bien, mientras sea por que mi único hijo no esté enfermo... te quedarás a cago de la mansión.—Se levantó sonriendo, dispuesto a ir a avisar a su familia que saldrían por el fin de semana.

Jarvis asintió viendo a Howard irse del lugar.

La primera parada fue en la habitación de Tony quien estaba en el piso con algunas herramientas a su alrededor y un pequeño robot. Y por supuesto, Steve ayudándole a armarlo.

—¿Que estás haciendo Tony?—Se sentó al lado de su hijo, por suerte Steve estaba del otro lado.

—Estoy arreglando a babas.—Sonrió a su padre emocionado.—¿Quieres verlo? Yo lo construí todo.

—¿Enserio todo? No lo creo.—Tomó al pequeño robot en sus manos.

Cuéntale como lo hiciste Tony.—Steve sonreía mirándolos juntos, eran iguales, Steve se preguntaba si Tony sería así cuando creciera. En parte no quería pues Howard no era el mejor padre de todos.

—¡Si! Lo hice todo yo papá.—Tony señalaba las piezas de babas a medida que le explicaba a su padre como lo hizo.

Este lo escuchaba atento y orgulloso de saber que su hijo era tan inteligente como él.

Y sin darse cuenta Tony y Howard pasaron la tarde perfeccionando al pequeño robot.

El reloj pasaba y durante todo el tiempo, Tony le sonreía a Steve emocionado por estar con su padre. Steve le devolvía las sonrisas pues estaba muy feliz por él.

Al final del día, Howard le habló a Maria sobre las vacaciones a las cuales accedió.

Tony estaba muy emocionado, no tenían vacaciones así desde hace ya mucho tiempo.

—¿No estas emocionado Steve?—Tony guardaba sus cosas torpemente en la maleta mientras Steve a su lado lo miraba contento.

Si lo estoy, vamos a jugar en el agua.—Eso era lo que más le emocionaba a Tony.

—¡Si! Podremos entrar al mar.—Dejó en la maleta su equipo de snorkel y un par de trajes de baño.

Y hacer castillos de arena.—Agregó el rubio emocionando más a su chico.

—¡Si!—Lo abrazó con muchísima fuerza.—Te quiero mucho Steve.

Y yo a ti Tony...

Ambos se quedaron abrazados por un momento hasta que Tony bostezó.

Es hora De dormir, mañana podemos seguir ordenando la maleta.—Steve soltó una leve risita envolviéndolo mejor entre sus brazos.

—¿Lo prometes?—Se separó un poco, bajó su maleta de la cama y subió de nuevo a esta recostándose.

Lo prometo Tony.—Se recostó a su lado, como de costumbre, su mano fue hasta sus cabellos para acariciarlos hasta que se durmiese.

—Duerme bien Steve...

Sueña algo lindo, Tony.—Susurró en su oído.

Pronto el niño se quedó dormido abrazado a su amado amigo. Toda la noche soñó con como serían las vacaciones y lo divertido que la pasaría.

Invisible boy § Stony Donde viven las historias. Descúbrelo ahora