Capitulo 27

113 12 9

- Pero no resultó - confesó en lamento.

- Lo siento mucho - respondió Córner - No lo sabía.

- No está en mi expediente - me miro fugazmente.

¡Y ahora mi cabeza estaba por explotar! ¿De quién diablos se había embarazado? ¿Y por qué no resultó? ¿Quién sería el padre? Quizás por eso ahora vivía molesta, aparte de las razones obvias. Ya había llegado el momento donde todos esos deseos que me había contado la última vez que estuvimos juntos antes de irse a China, estaban saliendo a relucir. Esposo, hijos, familia... ¿Y que tenía? Nada, o eso sabía yo.

El camino continuo en silencio. Mientras en mi cabeza había más ruido que en las calles de New York, no podía dejar de darme vuelta la idea, las preguntas y posibles respuestas. Cuando llegamos al cuartel. Me baje y fue imposible no abordarla. Estaba tan sorprendió que ni siquiera las palabras salían de mi boca.

- Inseminación artificial - dijo tragando, como si leyera mis pensamientos. No tenía buena cara y yo me sentía el idiota más grande por meterme en sus asuntos. Obviamente no era un tema fácil para cualquier mujer - Fue ya hace mucho - puntualizó y se marchó.

...

N

Al volver a casa, con mil ideas en la cabeza. Logré ver a mi pequeño mientras el médico lo chequeaba. No era grave pero debía cumplir con la receta. Me daba tanto dolor verle apagado. Luego que el médico se marchó, Tommy quedó rendido con los medicamentos. Sostenía su manita, desde su cama.

- Mañana se sentirá mejor - dijo Kate, regresando de acompañar al médico a la salida.

- Eso espero - respondí sin dejar de verle.

Diese lo que fuese para que no sintiera dolor, ni el más mínimo.

- Tommy casi hizo que cometiera una locura - comenté.

- ¿Que? - se acercó.

- Casi le digo la verdad a Santiago - solté.

Su silencio hizo que volteara a verla.

- Admití haber estado embarazada, pero luego - suspiré - Me acobarde y le dije que fue por inseminación y que todo había salido mal - cerré los ojos por un segundo.

- No sé ni siquiera que decirte – expreso.

Solté suavemente la mano de Tommy.

- No puedo entender porque me quebré, quiero decir, después de tu llamada, me sentí tan mal y afligida porque no estaba con el que... - respire hondo - Casi se me sale la verdad.

- ¿Cuánto tiempo más esperaras? - me miro con preocupación.

- En realidad tengo los días contados - confesé - Franco ya mando hacer la prueba de paternidad y el trato fue que luego de los resultados debo decírselo.

- ¿Por qué no me lo habías dicho?

- Tantas cosas en mi cabeza, que sinceramente no lo recordaba.

- ¿Y qué crees que salga?

- Me prohibí hacerme ilusiones, ese resultado no debe cambiar nada en mí.

- ¿Pero y en la de Santiago, Liam, Vanessa?

- Si sale negativo, no pasa nada, pero si sale positivo, las consecuencias serán para Vanessa, Franco y yo solo... nos arriesgamos a salir de dudas.

MiaRead this story for FREE!