II

283 40 0


Los estudiantes invitados a la fiesta de halloween organizada por ellas comenzaron a llegar, todos entrando por la puerta trasera como lo indicaba la invitación a la fiesta, todos disfrazados, un montón de adolescentes emocionados por la fiesta de noche de brujas y la super fiesta que les fue prometida, todos entrando a la escuela sin saber que esa seria la ultima vez que lo hicieran, mas de 60 personas entraron a la escuela ese día, ninguno de ellos salio con vida de ahí.

La música retumbaba por todas las paredes de la escuela, los cuerpos llenos de sudor se aglomeraban en la pista de baile improvisada, las luces se encontraban apagadas y todo era iluminado por luces neón, algunos disfraces resaltaban entre la mult...

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

La música retumbaba por todas las paredes de la escuela, los cuerpos llenos de sudor se aglomeraban en la pista de baile improvisada, las luces se encontraban apagadas y todo era iluminado por luces neón, algunos disfraces resaltaban entre la multitud unos mas elaborados que otros, todos se encontraban sumidos en la música y la fiesta, que nadie noto cuando las puertas exteriores de la escuela fueron cerradas, todas bloqueadas por grandes y gruesas cadenas con gigantes candados.

El momento había llegado era hora de comenzar con la verdadera fiesta, de un momento a otro las luces se encendieron y la música se detuvo, la multitud dejo de balar y se mostraron confundidos, todos dirigieron su mirada hacia el DJ esperando alguna explicación, al lado de la improvisada tarima donde se encontraba el DJ

—Queridos compañeros, primero que nada quiero empezar por agradecerles su asistencia a esta fiesta tan especial, ¿están pasándola bien?—la multitud le respondió con gritos y vítores todos alegres, a lo que Silena sonrió en respuesta

—Como han dejado sus teléfonos en la entrada no lo saben pero faltan tan solo unos segundos para la media noche— de nuevo hubo gritos alegres en respuesta— y en esta ocasión tan especial tenemos una sorpresa para media noche, tenemos un juego especial para ustedes, ¿quieren jugar?

—¡Si!— gritaron todos los adolescentes en respuesta ¿un juego en una fiesta de halloween?, eso sonaba muy divertido

—De acuerdo— Silena  tenia en la mano un reloj que mostró al publico— vamos a hacer la cuenta regresiva juntos 10...9...8...7...6...5...4...3...2...1—la multitud siguió la cuenta regresiva en voz alta hasta que llegaron al 1

En cuanto todos gritaron uno, cañones de confeti estallaron y una lluvia de confeti se vio en todo el salón, los chicos y chicas aplaudían alegres hasta vieron al DJ sacar un arma de debajo de las consolas, nadie se alarmo todos pensaron que hacia parte de el disfraz o que solo era un arma de esa que disparaban confeti, nadie pensó que era real, hasta que Sage comenzó a disparar a la multitud con ella y los estudiantes comenzaron a caer heridos al suelo, de inmediato todo se volvió un caos y las personas comenzaron a correr y gritar

—Les dije que jugaríamos un juego, ustedes dijeron que querían jugarlo—Silena hizo un puchero mientras seguía hablando por el micrófono y su resonaba por toda la escuela— Verán, el juego es el siguiente nosotros seremos los purificadores y ustedes...bueno ustedes necesitan ser purificados

VENDETTADonde viven las historias. Descúbrelo ahora