6.

881 99 7
                                          

Querido Harry:

Se lo contaré a todos, tu mayor secreto. Gritaré a los vientos al terminar las palabras pensadas para ti, por una última vez como una final despedida. Diré que lo sabías siempre, que al segundo en que me viste planeaste lo que harías conmigo una y otra vez, aunque dudo de hacerlo. Todos sabrán entonces, lo roto que ya estoy. Pero te veré sufrir, sin tu sonrisa de ángel que se convirtió en mi infierno, y me repararé sólo un poco.

La peor parte de esto fue es que te perdí, y también me perdí a mi mismo. Porque te pertenecía. Te pertenezco hasta la despedida. Y quizá yo lo sabía también cuando te ví, que serías un problema para mí. Ahora, usando mis lágrimas como tinta, sé que no tienes razones para disculparte por todo lo que me hiciste, aún cuando puedo recordártelo todo.

Sabía que eras eso, un problema que se convirtió en mío.

dear harry Donde viven las historias. Descúbrelo ahora