Game Over A

154 11 7

Narra Allison

Tengo que concentrarme más que nunca para salir de esto con Alex, vivas las dos, si mi plan funciona nunca más tendré que preocuparme por Adriel pero ganarle el juego a el es algo muy difícil pero no es imposible, si es verdad que soy su hija tengo que tener parte de su inteligencia y astucia.
Al salir, ver el exterior y la luz del sol me hizo daño los ojos al punto que quedé desorientada por un momento para completarla estábamos en la cima del observatorio.
–Una increíble vista no crees Allison?
Desde aquí se veía el auto aún consumiéndose en cenizas es lo único que llegaba a ver aparte de la carretera.
–Perfecta padre.
Alex estaba preocupada por su vida, me miraba demaciado, creo que ella piensa que de verdad la matare.
–Allison en que tanto piensas?
No estaba pensando en nada en concreto solo intentaba recordar mi niñez y lo único que recordaba era cuando fue el accidente... Porque tengo mis recuerdos reprimidos? Porque no puedo recordar más allá de ese día?
–Porque yo?
Sabía que el entendía de que hablaba, porque el tenía la respuesta que yo quería.
–Porque aunque no lo creas yo... Olvídalo quieres no tiene importancia ya.
Tenía la placa en mis manos, la estire para donde estaba el. Y se la entregué, la placa brillaba con todo su esplendor.
–Libera a Alex quiero matarla ya mismo.
Traté de ser lo más seria posible.
–Antes de matarla quiero saber el motivo
Esperaba descompajinarme, acorralarme pero por primera vez estaba a un paso suyo.
–Porque ella también me hizo daño.
Intente hacer una mueca de dolor.
–Como es que te hizo daño según tu?
–Estoy segura que ella sabía lo que pasaba entre Will y Alika, luego deschabo que yo me había acostado con Will frente a todos. Me hizo la vida imposible todo este tiempo! Merece pagar todos los líos que llegaron con ella porque es solo un demonio andante!
Me daba pena con Alex que llorara mientras yo decía cosas que no eran verdad. Bueno si pero no. Alex es mi hermana y la quiero sin importar que allá pasado ella siempre esta ahí para mi.
–Bien me parecen motivos válidos dentro de lo que cabe, ahora quiero ver que la mates.
Alex dejo de llorar, de por sí estaba bastante herida tenia que fingir todo muy bien aunque significará ponerla en riesgo aun más de lo que ya.
Soltó a Alex y la dejo caer
–Allison que sea rápido...
Asentí y prepare el arma para disparar y en el momento que lo iba a hacer fue cuando Adriel me tomo del brazo y sujeto fuerte.
–No quiero esos tiros de mentira Allison, tu sencillamente podrías ser francotirador, no podes fallar un tiro como lo hiciste ahí adentro.
Intente escusarme aunque sabia que era en vano.
–Ya no soy la misma agente que antes...
No pude continuar porque me interrumpió de una manera un tanto brusca
–Tienes razón ya no lo eres.
Su afirmación no terminaba ahí de eso estaba segura.
–Ya no lo eres, estas descuidada en todos los aspectos, tanto en forma como personal, te volviste una agente de quinta categoría, me recuerdas a tu madre, se creía la mayor sicaria de los principales distritos pero con el tiempo y su vida tan "hogareña" al lado de Henrik se volvió solo una niña con pistola, y eso te paso a ti...
Voltie enojada y eleve el tono de mi voz habitual.
–Te ordenó que te calles! Tu no eres nadie para decirme quien soy yo de verdad.
Se me río de mi comentario poniéndome los pelos de punta
–Soy tu padre de te olvida?
Juro que había inoria en su voz
–Mi padre?! Mi verdadero padre se encuentra muerto ahí adentro por tu culpa! Tu no eres nadie en mi vida!
En ese momento me tomo de las manos con toda su fuerza y me obligó a disparar le dos tiros a Alex, uno en el ciatico y otro en la zona de la médula.
–Que has hecho!
Alex cayó inconsciente y yo tenía las manos con sangre sin saber que hacer.
–Que hermosa es la muerte no crees? Es algo sutil pero encantador
–Mataste a tus propias hijas!
Tenía el arma en la mano lista para dispararle.
–Adelante matame, a ver si tienes las agallas para hacerlo!
Las manos me temblaban y mi respiración se escuchaba entrecortada.
–Libera tus demonios Allison.
Algo en mi interior me hizo levantar el arma y estar por presionar el gatillo,pero no fue necesario... Alguien se me adelanto.

La Agente AlexDonde viven las historias. Descúbrelo ahora