Capítulo 20:

221 18 1

Pasaron dos días después de la entrevista y Louis no hallaba la forma de olvidar a Harry, lo amaba demasiado, y no iba a ser fácil.

Zayn, Niall y Liam estaban muy preocupados por lo que pasaba entre Harry y Louis, ellos solo eran indiferentes al tema cuando estaban todos juntos, pero cuando estaban sólo ellos tres, no hablaban de otra cosa.

-No sé que haremos, chicos. La relación de Harry y Louis cada vez va peor.-dijo Zayn

-Yo creo que debemos darles tiempo, hace poco que terminaron su relación y ambos están mal. Cuando ya superen la situación, seguro que podrán hablarse, al menos como compañeros de grupo.-dijo Liam.

-Pero, apenas se miran y  debemos estar unidos, con lo de la gira y todo, somos un equipo y debemos comportarnos como tal; y ahora más que nunca en los preparativos del WWAT.-dijo Niall dándole un sorbo a su Coca-cola.

Entonces el teléfono de Liam sonó.

-Hola?.- dijo contestándo

-Hola Liam ,soy Harry.¿Puedes venir a mi departamento lo antes posible?.- dijo Harry desde la otra línea.

-Claro, voy en seguida. ¿Te encuentras bien?.-preguntó Liam.

-Acá hablamos, gracias. Adiós.- y cortó.

Liam se despidió de Niall y Zayn y se dirigió a su auto para ir a ver a Harry apenas pudo.

Cuando llegó tocó la puerta.

Harry abrió y estaba con la cara muy roja.

-Hola Liam.- dijo limpiándose los mocos con un pañuelo.

-Harry.- dijo Liam dándole un abrazo a su amigo.-¿ Por qué estás así?

-Nada, solo, que este último tiempo no he estado bien.- dijo Harry haciendo pasar a Liam.

-A qué te refieres?.-dijo Liam

Ambos chicos se sentaron en el sofá de Harry. Liam notó que había una bolsa llena de pañuelos desechables usados.

-Lo de Louis me tiene muy mal, no te imaginas. Cada noche estoy así, como me vez ahora.--dijo Harry señalando su cara roja de tanto llorar. 

-Si que eres bueno actuando todos los días en el estudio, te ves como si nada te importara.- dijo Liam impresionado.

-Esa es la idea, que Louis no vea que estoy sufriendo.- dijo Harry.

-De hecho, hace pocos días gritaba en casa y no podía entender cómo le habías olvidado tan rápido.-dijo Liam

-Él aún sufre?.-dijo Harry sorprendido.

-No tienes idea, él.. él está pésimo, llora todas las noches, a veces debo entrar a su habitación para tratar de que respire y que se calme..-dijo Liam

-Eso no me lo esperaba, él no es de llorar.-dijo Harry mirando hacia abajo.

-Para que veas, ambos están sufriendo mucho, claro, tu eres menos notorio.

-No quiero que nadie me vea asi...-dijo Harry poniendo su mano en su cabello, retirándolo de su cara.

-Entonces para qué me llamaste?.-dijo Liam

-Ultimamente me he sentido muy solo, siento que sobro en el grupo y que sobro en general. Cuando estaba con Louis todo era tan diferente, mi vida cambió demasiado luego de todo esto.-dijo Harry soltando algunas lágrimas.

-Pero Harry, tu estás buscando estar solo, vives solo, te vas al estudio solo, para las entrevistas llegas solo y vas a todos lados solo. Cómo pretendes no sentirte aislado?

-No puedo estar cerca de él. Me daña ,Liam. No sé cómo actuar frente a Louis, no puedo ni mirarle a los ojos. Es todo tan complicado.-dijo Harry.

-Y qué planeas hacer?.-.dijo Liam suspirando

-No lo sé, Liam. Somos famosos. No podemos hacer nada sin que todo el mundo se entere.-dijo Harry

-Mira, creo que deberías despejarte. Somos jóvenes. Si quieres podemos ir a alguna discoteca  o alguna fiesta.-dijo Liam. Él en serio quería que Harry se divirtiera un rato.

-Es una buena idea.-dijo Harry con los ojos muy abiertos.

Entonces los muchachos se abrigaron y salieron del departamento y allí se dirigieron a una discoteca muy popular en el centro.

Y cuando llegaron..

-Okei, Harry.- dijo Liam.- el propósito de que hallamos salido es que te despejes y que porfavor quites a Louis de tu cabeza al menos unas horas.

-No te preocupes, nos divertiremos mucho esta noche, gracias Liam.-dijo Harry poniendo su mano en el hombro del otro chico.

-De nada, amigo. Cuando quieras.-dijo Liam sonriendo.

-Ahora vamos a bailar.- dijo Harry saltando hacia la multitud

Allí estuvieron horas y horas bailando sin parar. Por supuesto fueron incondicionales los litros y litros de alcohol que tomaron los chicos. Como eran famosos, la gente les bailaba y les ofrecían distintos tipos de polvos y cigarros.

En sintesis, los chicos practicaron de todo aquella noche.

¿Que sucedería con el pobre Harry?

Lo estás perdiendo, Louis¡Lee esta historia GRATIS!