ℕ𝕌𝔼𝕍𝔼

Comenzar desde el principio

A veces me pregunto que hubiera sido de este idiota sin mí.

-que te paso ahora- me queje mientras me acostaba al lado de él.

-cada vez se acerca más el cumple mes de mi relación con Maya- suspiro. Sí que estaba enamorado- necesito comprarle algo y no sé qué, por eso necesito tu ayuda-

-que tierno- le apreté una mejilla- quien diría que estaría contando los días que llevas saliendo con Maya- le sonreí- y obvio que te ayudo, después de todo es como mi novia también- brome-

-Ja que divertida- dijo sarcástico- aunque en realidad, igual tienes un poco de razón, pero te digo que no compartiré a Maya contigo- sonrió- así que toma tu bolso y vámonos- se levantó de la cama y salió de la habitación.

Negué con la cabeza mientras reía, tome mi bolso y lo colgué en mi hombro, agarre mi teléfono y decidí mandarle un mensaje a Louis.

"hey Lou, saldré con Harry, te aviso por si llegas antes y no me encuentras.

Te quiero"

Baje las escaleras y tome el brazo de Harry para salir de la casa. Tomamos un taxi que nos llevara por la ciudad.

Mientras íbamos en el taxi conversando me llego un mensaje de texto de Louis.

"bueno, suerte. Nos vemos después en casa."

-oh Dios- se quejó Harry- estas tan perdida- se rio, a lo que yo negué-

-al igual que tú, te recuerdo que lo único en lo que piensas es en Maya-

-en mi defensa, Maya es preciosa, tierna y muy inteligente-

-Louis también es lindo, tierno y muy inteligente-

-primero que todo Stella, creo que necesitas lentes, segundo, contigo será tierno pero te lo digo yo que soy su amigo de años, es todo menos tiernos- rio- y tercero no es tan inteligente, si lo fuera ya te hubiera invitado a salir- yo rodee los ojos- por favor Stella, eres fantástica y la mejor chica que ha estado a su alrededor, si él no lo ha notado es porque realmente no es muy listo-

-tú dices eso porque eres mi amigo- me queje- es tu obligación verme perfecta- me burle.

-como tú digas -se burló Harry.

Con Harry nos bajamos en el centro de la ciudad y comenzamos a pasear en busca de que podría regalarle a Maya.

-¿tienes alguna idea?- pregunte mientras comía unos dulces que había comprado.

-ninguna- bufo frustrado mientras se pasaba una mano por su ruloso cabello- ¿y tú?

-no sé si te habías percatado de que no conozco mucho a tu novia- me burle- solo la he saludado y esas cosas- me encogí de hombros-

-Dios, estoy perdido-

-no te desesperes- rodé los ojos- empecemos por lo básico, que cosas le gustan a tu novia-

-bueno... lo típico, le gusta leer, la música- suspiro- le gusta mucho el arte, sobre todo el arte antiguo-

-no creo que tengas el dinero para comprarle un cuadro del Louvre- bromee, mientras Harry me miraba mal- pero un libro o un disco puede ser más accesible- comente.

-si pero quiero algo mas- se rasco la cabeza- recuerdo que siempre se quejaba de que los regalos que solía recibir no tenían ningún significado, solo cosas materiales- suspiro- no quiero ser como los otros-

-bueno eso complica un poco las cosas- justo en ese instante pasamos por fuera de una joyería, me quede parada mirando un collar que en esta se exponía- ¿y le gustan los collares?- mire a Harry que había seguido avanzando sin notar que me detuve.

Mi Enfermedad L.T ♡en corrección♡¡Lee esta historia GRATIS!