Al ajedrez

13 0 0
                                                  

Peones tímidos avanzan en la guerra

ayudados por los caballos y alfiles,

cada uno con su bandera.

La torre mira al rey

y este le contesta:

El enroque es necesario

para afrontar esta afrenta.

La dama se escapa

de ataque a defensa,

potente pieza de doble filo

pues es doloroso perderla

pero necesaria en esta contienda.

Tres partes tiene este noble juego:

En la inicial llamada tiempo de estrategia

cada pieza se coloca dependiendo de esta,

el medio juego es el desarrollo

y dependiendo de su vileza

entre muros o con luchas desenfrenadas

se llega al final

donde pocos llegan,

y el rey por fin se muestra.

Victoria, derrota o empate.

Que importa? Si al final

todo se rige por su gran nobleza.

PoemasDonde viven las historias. Descúbrelo ahora