96.

792 99 4

Niall estaba casi seguro que ________ estaba dormida cuando abrió la puerta y encontró todo en silencio. Y siendo honesto, se sintió aliviado, no porque no le gustara la manera en la que ella correría hacia él en cuanto abriera la puerta y de repente estaría batallando por seguir de pie con la manera tan fuerte en la que ella se lanzaría a sus brazos. Tampoco se sentía aliviado porque no le gustara la manera en la que ella solía oler a lo que sea que estuviera cocinando. Se sentía aliviado porque finalmente estaba dormida.

Su celular le informaba que eran casi las 2:00 a.m., se quitó su chaqueta y la dejó aún lado de la puerta al igual que sus llaves. Comenzó a caminar hacia su habitación compartida y se sintió una vez más aliviado de ver que la puerta estaba cerrada y no parecía haber alguna luz encendida adentro.

Se podía imaginar lo tierna que probablemente lucia cubierta con la sabana hasta el cuello, cubriendo por completo esa adorable pijama que solía usar cada noche. Ni siquiera había abierto la puerta pero estaba seguro que estaría acostada en su lado de la cama, como cada vez que dormía sin su compañía, además, Niall sabía que el cuerpo de _______ últimamente estaba por rendirse en cualquier momento, sobre todo después de levantarse toda la semana a las cinco de la mañana para prepararse su desayuno y después trabajar todo el día.

Puso su mano en la perilla de la puerta, pero primero presionó su oído sobre la madera antes de abrirla, no queriendo asustarla. Esperaba escucharla aunque sea roncar un poco, pero se sintió decepcionado cuando no escuchó ningún indicio de que estuviera dormida, con cuidado comenzó a abrir la puerta de la habitación, lentamente empujándola tan solo lo suficiente para deslizar su cuerpo por ella y cerrarla de inmediato antes de enfocarse en su chica.

Pero la cosa era que, no estaba dormida, y trató lo mejor que pudo no sentir ese nudo en el estómago, pero no pudo evitarlo en su corazón cuando _______ levantó la cabeza de la almohada y lo miró con sus ojos llenos de lágrimas.

—Hola.— Mencionó lentamente, pasando sus manos por debajo de sus ojos para quitar cualquier resto de humedad debido a las lágrimas mientras se sentaba incómodamente en la cama.— Sé que me dijiste que no te esperara despierta pero es que no puedo dormir.

Niall sonrió tristemente mientras negaba un poco y se acercaba a su lado. Como lo sospechaba, ella estaba usando la pijama que le había regalado hace unos meses en su cumpleaños y misma que estaba llena de conejitos, su cabello estaba atado en una cola de caballo. Se sentó a su lado y tomó su rostro entre sus manos para después pasar las palmas de sus manos sobre su mejilla mojada debido a las lágrimas.

—Está bien, no me molesta que estés despierta, no te preocupes, amor.— Murmuró suavemente. Sus ojos se veían tan cansados y le dolió a Niall cuando la chica se acurrucó en su cuerpo y cerró sus ojos como si fuera una bebé.— Estás exhausta, nena.— Tenía bolsas debajo de sus ojos y se podía notar claramente un color oscuro en el mismo lugar, que en cierta manera era preocupante.

—No puedo dormir.— Repitió.— Ya traté todo. Tomé un vaso de leche tibia. Miré toda una temporada de mi serie favorita. Incluso evité comer cualquier cosa antes de venir a la cama. Tomé una ducha cálida, me tomé algunas pastillas.

Niall alejo la sábana de su cuerpo y llevo sus manos de su rostro a su cintura, tomándola con cuidado y haciendo que se sentara en la orilla de la cama como si fuera una niña pequeña justo a su lado, de inmediato ________ recargó su cabeza en el hombro del chico.

—Lo siento.— Mencionó Niall, presionado un beso sobre su frente. La chica subió sus piernas al regazo de Niall, acurrucándose una vez más en él.— Intentémoslo una vez más, ¿sí?

—No quiero.— Contestó, soltando un suspiro cuando Niall envolvió sus brazos alrededor de ella.— Solo voy a molestarte y sé que tienes cosas que hacer mañana.— Mencionó tallando sus ojos y después suspiró profundamente.— Es solo que... no lo entiendo, Niall. Mi cuerpo está demasiado cansado pero es como si mi mente no se calmara y no me dejara descansar.— Su voz comenzó a quebrarse con cada palabra que decía y pronto Niall sintió las lágrimas sobre su brazo.— Solo quiero dormir, Niall.

Niall suspiró, apretándola más hacia su cuerpo y cerrando sus ojos. El dolor fue directo de sus lágrimas a su corazón.

—Lo sé, amor. Lo sé, quisiera poder hacer algo para mejorar esto.

—Leí que...— Se detuvo para sorber por su nariz y limpiar sus ojos.— solo puedes estar despierta por 11 días, después de eso, si no duermes, puedes morir.— Ella terminó y lo miró con sus ojos llenos de preocupación y terror.— No quiero que pase eso, Niall.

—_________.— Niall no pudo evitar soltar una risa pequeña.— No vas a llegar a ese punto, mi amor. Tuviste una siesta ayer en la tarde, ¿te acuerdas? ¡Por cuatro horas!

—¿Pero qué tal que empeora? ¿Y después no podemos casarnos?

Ambos simultáneamente miraron al anillo que brillaba en su dedo. Niall tomó su mano y pasó su dedo por el pequeño diamante en el centro del anillo, una sonrisa estaba en sus labios, miró el pedazo de joyería por unos segundos antes de llevar su mirada a los ojos preocupados de su novia, aún con lágrimas que querían salir de ellos. Sus hermosos ojos lo miraban con preocupación, terror e incluso algo de pena, así que sin dudarlo, Niall junto sus labios con los de ella.

Su mente parecía estar desconectada de ella pues le devolvió el beso hasta que él estaba por separase. Una de sus manos se posicionó en el pecho fuerte de Niall mientras que su nariz chocaba con la de él. Dejo salir un suspiro en medio del beso, un suspiro cansado que finalmente causó que Niall se separara y recargara su frente sobre la de ella.

—Me voy a casar contigo.— Afirmó sin dudarlo, aún así, había un tono juguetón en su voz.— Incluso si tengo que llevarte dormida al altar. De hecho, ya había pensado en esto así que ya lo tengo planeado. ¿Sabes qué voy a hacer si llegas dormida?

Ella soltó una risa, tomando el rostro del chico entre sus manos, pestañeando un par de veces con tal de secar las lágrimas de sus ojos. — ¿Qué?— Preguntó, mirándolo atentamente y con una completa adoración.

—Voy a tener que despertarte, incluso si es necesario tendré que echarte un poco de agua en la cara, tan solo lo suficiente para que despiertes y logres decir "acepto" y después, si quieres, puedes volver a dormirte.

Ella volvió a reír, tallando sus ojos con pereza por tercera vez.

—¿Qué va a pasar si me caigo después de haber aceptado?

Niall sonrió mirándola completamente enamorado, dejó un beso en la punta de su nariz y se encogió de hombros.

— Bueno, en ese caso, tendré que cargarte sobre mi hombro y te llevaré directo al jet y no te despertaré hasta que estemos en Grecia en dónde podrás dormir como toda una reina, si quieres.

_______ elevó las cejas, tomando su labio inferior entre sus dientes, y negando un poco, su sonrisa aún siendo obvia.— Tienes mucha imaginación, amor.— Mencionó, inclinándose hacia él para besarlo.— Soy demasiado suertuda de tenerte conmigo, demasiado suertuda. ¿Qué va a pasar si estoy tan cansada que termino diciendo otro nombre en el altar?

Niall había comenzado a acariciar su cabello, pero con su pregunta, se detuvo.

—Tendremos otra discusión diferente, entonces.— Menciono y ella rió. Presionó un último beso en su cabeza antes de alejarse de su toque y quitar su camisa por encima de su cabeza.— Por ahora... enfoquémonos en buscar algo que haga que te relajes y te dé sueño.

Ella captó su idea, dándole una sonrisa y alejándose un poco, dándole espacio a Niall para que desabrochara su pantalón y quitara sus zapatos. Dejó su camisa en el piso y la miró coquetamente.

—Te ayudó la última vez, ¿no?

—Sí. Tu pene me puso a dormir pacíficamente.

—¡Hey! No seas grosera. Es esto o que te quedes despierta hasta que tengas que irte a trabajar.— Niall la miró seriamente pero con una sonrisa burlona antes de acercarse a ella y dejarla debajo de él en la cama, dedicándose completamente a buscar alguna manera en la que, finalmente, se durmiera pacíficamente. Y a _________, le parecía más que perfecta la idea de quedarse despierta un rato más si eso significaba tener a su chico completamente para ella.

Imaginas | Niall Horan¡Lee esta historia GRATIS!