OS BTS

136 6 4
                                              

-Troublx-

NARRA NAMJOON

- ¡Vamos vamos!- les grité a los demás para que no se quedasen atrás.

Las ramas de los árboles nos ralentizaban. Ahora sólo escuchábamos nuestros pasos y nuestras respiraciones. Hace rato que habíamos dejado de escuchar los gritos de aquellos adolescentes locos. Nosotros, por si acaso, seguíamos corriendo. Hasta que una sombra cayó de la copa de un árbol.

NARRA T/N

- ¿Listos?- le pregunté a mis amigos, una chica y un chico.

Asintieron, me subí la capucha y comenzamos a caminar, adentrándonos cada vez más en el bosque que rodeaba nuestra casa. A veces salíamos de paseo durante la noche, para disfrutar del aire frío y de la silenciosa noche adornada por el ruido de los animalillos nocturnos. Y esta era una de aquellas noches.
Mis acompañantes, Brenda y Paolo, tenían la misma edad que yo. Nos conocíamos del colegio, en realidad desde preescolar. Nos escapamos juntos cuando empezó todo esto.
Ella una chica azul, él un chico amarillo y yo... Yo un caso aparte.
Íbamos caminando, gastando de vez en cuando alguna broma o haciendo el tonto, hasta que escuchamos los gritos eufóricos de varias personas. Jóvenes a juzgar por la voz. Inmediatamente tuve una idea de quién podía ser; la tribu azul, que se creían los dueños del lugar. Al parecer, mis compañeros pensaron lo mismo.

- ¿No sé atreverán a entrar en nuestro territorio, no?- preguntó Brenda sorprendida. No respondí.
- No lo creo. Tendrían que estar muy locos para hacerlo. Aunque la verdad... Están bastante locos...- contestó Paolo pensativo.
- Hablad en voz baja.- pedí.- Vamos a mirar qué pasa. A los árboles.

Brenda nos levantó a Paolo y a mí con su habilidad, y nos depositó en las ramas de dos árboles distintos. Luego, yo la alcé a ella y repetí el proceso. Nos fuimos moviendo de árbol en árbol, bien fuese con la habilidad o por nuestra cuenta, si las ramas estaban lo suficientemente cerca. Pasados cinco minutos, no hubo más gritos. Aún así continuamos en las ramas acechando y escuchando. Detecté un ruido. Miré a mis amigos, que también prestaban atención. Parecían pasos. Pasos rápidos. Alguien corriendo. Y no una persona sola. Tres o más. De repente, pude ver a la gente en cuestión acercándose. En la oscuridad sólo eran bultos oscuros sin rostro, así que no podía decir si eran enemigos, amigos o desconocidos. Opté por lo sencillo. Comprobarlo por mí misma. Miré a Paolo y a Brenda y les hice señas, dándoles a entender que esperaran en las ramas. No fue hasta que asintieron, que salté del árbol, cayendo delante de las personas y cortándoles el paso.
Más cerca, pude apreciar sus rostros. Y me quedé en shock.

- ¿Qué demonios?- susurré para mí misma. Me quité la capucha.- No estéis asustados.- dije en un inglés de andar por casa. Escuché que el líder de ellos les habló. "Está traduciendo" pensé. Sin quitarles la mirada de encima, avisé a los otros.- Bajad chicos, no pasa nada.

Casi al instante, dos figuras aterrizaron a mis laterales, cada una a un lado. Pude ver las caras de confusión de todos.
- ¿Qué hacéis vosotros aquí?- pregunté al traductor/líder.
- Espera, ¿nos conoces?- dijo incrédulo.
- Pues claro.
- Entonces, ¿eres ARMY?- asentí sonriendo.
- No es por interrumpir pero... ¿Qué está pasando?- habló Brenda. La miré.
- Son mis chinitos.- le dije.
- Ohh no.- se lamentó dándose una palmada en la frente. Reí por su reacción al igual que Paolo.

Los mismos gritos de antes volvieron a escucharse. La sonrisa se borró de mi cara. Miré a mis amigos.

- ¿Se vienen con nosotros?- ambos se encogieron de hombros.- Eso es un sí.- me volví hacia Namjoon.- Seguidnos. Ya sé que no nos conocéis y todo eso, pero al menos tendréis un techo, comida y estaréis seguros.- hablé seria.- Haced lo que queráis, pero por favor, decidid rápido.

OS BTSDonde viven las historias. Descúbrelo ahora