Capitulo 13

91 11 0


-         Alergias.

Casi todos contestamos que no éramos alérgicos a nada, excepto Clementina, que tenía reacción al polen. La siguiente pregunta era si habíamos donado sangre, lo cual todos dimos como positivo porque era un requisito en el clan.

-         Ultima fecha de menstruación, mujeres.

Esa era una pregunto que a pesar de contestarla muchas veces, seguía siendo incomoda, quiero decir, era parte de la poca privacidad que a uno le quedaba aquí. Me sonaba el cuello mientras el científico volvía a mí.

-         Fecha de la última relación sexual – soltó.

-         ¡¿Qué?! – dije alterada.

-         Fecha de la última relación sexual, señorita Guess – repitió y todas las miradas cayeron en mí.

-         ¿Por qué? ¿Qué tiene que ver eso con la descontaminación?

-         Es un requisito – respondió en seco.

-         ¿Qué, acaso puedo tener efectos colaterales en mis genitales según mi última relaciones sexual, a causa del gas toxico? – pregunte sarcásticamente.

-         Aunque le parezca un chiste – me miro seriamente – Es así.

Me calle ¿Era en serio o solo un mal chiste?

-         Fecha, señorita Guess – pidió nuevamente.

Maldecí internamente ¡Eso era mucho más privado que el periodo!

-         Ayer – dije tragándome la pena.

Y todos me miraron aún más.

-         Hace 2 semanas – contesto Alena.

-         1 mes – respondió Clementina.

-         Ayer – dijo relajadamente Sebastián.

Con eso, absolutamente confirmaba todas las dudas que podía tener Santiago, respecto a mi supuesta relación sexual con Sebastián. No sé ni para qué diablos le había dicho eso a Cooper, frente a él.

-         Esta mañana – contesto George y todas las miradas fueron sobre él.

-         Estuvo buena el after party de la reunión – comento el científico.

-         1 semana – respondió Santiago.

¡Hace una semana se había refollado a su esposa, que sorpresa! Estúpidamente me había molestado su respuesta, pero no más que la mía hacia él ¡Adiós pena! Venga ahora cualquier pregunta. Nos realizaron 5 más y pasamos a la cámara de descontaminación. 

...

Al día siguiente, desperté a causa que tocaban mi puerta.

-         Pase - dije aún con los ojos cerrados, para desactivar el seguro mediante voz. Un nuevo sistema sofisticado de las habitaciones de líderes y jefes.

-         Buen día Agente Guess - saludó Bryan, el asistente de Elías, entrando con una bandeja - Aquí le dejo el desayuno. Llame a cocina para retirarlo - lo colocó en el medio de la cama.

-         Gracias Bryan - dije con mucho sueño.

No tenía idea de que hora era pero él se retiró e inmediatamente caí de nuevo en la almohada. Solo quería dormir ya que uno de los efectos del proceso de descontaminación producía dolor en los huesos, cansancio y sueño.

MiaRead this story for FREE!