11. Estoy frita.

2K 102 2

Puse música y me fui a bañar, una ducha fría era justo lo que necesito en estos momentos, terminé mi ducha, me puse la ropa que elegí, puse algo de maquillaje en mi rostro y decidí bajar, para entretenerme con algo.

Salí de mi habitación y bajé las escaleras a toda velocidad, encontrándome con mis padres con muchos papeles en la mano y mamá hablando por teléfono.

-Por supuesto, estaremos encantados de tenerlos en nuestra casa- dice
mamá con una sonrisa es su rostro.

Oh no.

Odio que vengan sus socios a cenar con nosotros.

- ¿Quién va a venir? - pregunto, haciendo notar mi disgusto hacia la idea, ambos me miran y mamá dice -Son unos nuevos amigos y próximos socios, tienen un hijo creo que tiene la misma edad que tu ¿Cómo era su nombre? - mira a papá, -Tyler, Tyler Miller- responde revisando los papeles que tiene en su mano.

Esto es malo.

Muy malo.

Entre todas las personas del mundo ¿Por qué él?

-Ah, ¿A qué hora vienen? -

-Vienen para el almuerzo, se quedan la tarde hasta la cena- dice mamá con una gran sonrisa en su cara.

-Quiero que estés presentable Madisson- dice papá sin despegar la vista de sus asuntos -Algo formal, pero no demasiado ¿entiendes? - rio ante la explicación de mi padre -Claro que, si papá, voy a buscar algo de desayunar y luego buscaré ropa- dije saliendo de la sala hacia la cocina.

-Hola Susan- saludé a la criada que estaba limpiando la cocina, -Hola
señorita- responde sonriente -Escuché que vendrá una familia hoy y que su
hijo es muy guapo- dice con una mueca picara -Si es muy guapo y también muy gracioso- dije más para mí misma que para ella -Vaya, parece que ya lo conoce- dice aun con esa mueca picara -Pues le he hablado un par de veces y sinceramente es aterradoramente perfecto- y es la verdad.

...

Estoy en mi armario girando estantes, viendo vestidos pasando por mis
estantes llenos de zapatos sin encontrar nada para ponerme hoy.

Escuché el portón abrirse, saco la cabeza por la ventana y veo entrar dos autos, un Yaren color gris donde se bajan una señora del asiento del copiloto y un hombre robusto de la misma edad de la señora que se baja del asiento del piloto, toma del brazo a la señora y se dirigen a la puerta principal.

Del otro auto, un deportivo negro muy elegante, se baja un chico alto, ojos azules, cabello castaño, vistiendo un pantalón negro, camisa blanca y una chaqueta negra también, Tyler.

Escucho el timbre y salgo de mi pequeño trance, busqué algo rápidamente en mi armario, lo más lindo que encontré son unos pantalones negros y una blusa gris y mis tenis.

Algo para nada formal.

Aplico un poco más de maquillaje en mi rostro, reviso una vez mi outfit y
decido bajar, agarro mi teléfono y busco en los chats nuestro grupo (de mis amigas y mío), me rio ante el nombre que le pusimos 'Queens forever' y tecleo rápido en mi teclado 'Tyler en mi casa, help'.

QUEENS FOREVER

Palmer: No lo creo, JAJAJ ¿el de la fiesta? Es imposible Madi solo a ti te pasa AJAJA.

Vic: Ese chico es lindo JAJAJA suerte pequeña perra.

Yo: QUE VERGÜENZA, me voy, tengo que bajar, luego les cuento.

Escucho risas en la planta baja.

Demonios.

-Aquí estas linda- dice mamá fulminándome con la mirada por la tardanza.

Ay Dios, estoy frita.

-Ella es nuestra hija, Madisson- dice papá presentándome.
_______________
Vayan a insta y sigan por faaa @celeste.c.j

Yo nací para arder.¡Lee esta historia GRATIS!