Capitulo 18: La Caberna Dodongo

416 19 1

Vajamos al ultimo piso y entramos en los aposentos de Darunia, este estava preocupado y dando vueltas de un lado para otro (en su forma normal no echo una bola) le preguntamos y nos dijo que ahora no podia atendernos asta que Clara le gritó que veniamos de parte de Zelda.

-Darunia: Vale vale... que estres... olle ¿Por casualidad no tendreis una canción que me quite este estrés?

-Link: Hem... -saqué mi ocarina y me puse a cantar las canciones que me savia pero no pareció agradarle.

-Darunia: No no es la canción qye busco... yo quiero escuchar esa que se olle de vez en cuando por aquel pasillo-dijo señalando un pasillo el cual estava lleno de rocas.

Nos dirigimos hacia el y nos colamos entre los pedruscos, seguimos por un pasillo recto que tiraba cuesta abajo y salimos en el bosque perdido.

-Link: Pero... si estamos en el bosque...-una voz nos llamó a lo lejos... ¡Era Saria!

-Saria: ¡Heeey Link!-se nos acercó corriendo y nos abrazamos-Pense que hos haviais ido de bosque ¿Que haceis aqui?

-Clara: Estavamos en ciudad Gorom atravesamos esto y ¡Vuala! aqui estamos.

-Link: Bueno el caso es que necesitamos una canción para el Jefe Gorom y no savemos cual es la que le gusta, nos dijo que le gustava una que probenia de este pasillo, lo seguimos y puff... ahora hablamos con tigo-Saria rió ye dió unas partituras.

-Saria: Tal vez sea esta la que busca-Saria me besó y Clara hizo un extraño sonido.

-Clara: Vamos se va a hacer de noche son las 7:15 ya y tenemos mucho travajo.

-Link: Tienes razón-dije cogiendo a Voltage.

-Saria: ¡¿Valla que monada y estos bichitos?!-Preguntó.

-Link: Una larga historia, Xao-me despedi y salimos corriendo hacia Darmani.

Le toqué la canción y este empezó a bailar, seguí tocandola un rato, asta que se paró y se sentó en un taburete.

-Darmani: Muchas gracias por animarme, ¿Asi que venis de parte de la princesa? entonces se perfectamente que quereis, os lo daré si acambió derrotais al Rey Dodongo, ese bicho se esta comiendo nuestras reservas de alimento y mi gente se muere de habre poco a poco... ¡Porfavor teneis que ayudarme!-nos suplicó.

-Link: Vale vale... te ayudaremos-asentí.

-Darmani: Ha por cierto... tomad esto os ayudará, multiplicará buestra fuerza y con ellos tambien podreis arrancar las floses nomba que crecen por toda esta zona.

-Link: Muchisimas gracias-dije mientras le daba un brazalete a Clara.

-Navi: Son brazaletes gorom, estos os ayudaran bastante y son muy chulos~♥

-Clara: Si son chulos si-Añadió Clara.

Nos despedimos y nos fuimos hacia la Caberna Dodongo.

-Anny: Esperad chicos ahora que recuerdo la entrada esta bloqueada, veis esa varandilla y esas bombas... tirad una flor bomba por el acantilado para que así cuando vajemos el camino esté despejado.

-Navi: Que lista eres hermanita.

Clara cogió una flor bomba y la tiró, se ollo una fuerte explosión, vajamos a abajo y vimos que en una zona estava despejado y se podia entrar, nos adentramos en lo mas profundo de la caberna y vimos una plataforma rodeada de magma y una cabeza enorme de piedra.

-Navi: Esa boca es un antiguo esqueleto de Dodongo gigante, debeis abrir la boca de esa calabera tirando dos bombas por los agujeros del craneo (los agujeros de los ojos) pero para ello primero tenemos que encontrar el saco de bombas y llegar asta el puente de haí arriba. Por cierto esos robots están equipados con un laser, tened cuidado o os querara la piel.

-link: Entedido... pero si son de metal ¿como los matamos?

-Navi: Facil con Flores bomba.

Clara y yo empezamos a coger bombas y a reventar laseres, paredes y monstruos, la verdad era dibertido parecia un juego asta que... una de ellas estava defectuosa y me explotó en las manos, por suerte tampoco havia echo una explosión como las otras... por suerte.

-Clara: ¿Link estas bien?-dijo riendose.

-Link: Haa... si ¿Por que te ries? ¡Acaso te ries de mi!

-Clara: Olle no te enfades jijiji me rio porque tienes la cara negra por las cenizas jajajajaja-se estalló a risas... jejeje estalló lo pillan XD.

Clara me enseño un espejo y me miré, Clara tenia razón estava muy gracioso y yo tambien empezé a reirme.

Clara me dió un pañuelo de seda y me limpió el rostro, seguimos avanzando y llegamos a una sala en la que habia un cofre, lo abrimos y encontramos un saco para las bombas y un montón de bombas. Contimuamos asta llegar a aquel puente que se veia desde abajo, Clara se puso mirando hacia uno de los recobecos y yo hacia el otro, soltamos una bomba cada uno y estas entraron facilmente, tras estallar la mandibula inferiór del Craneo calló al suelo, bajamos al piso inferior y entramos .

Link y Clara I Aquella historia (1a parte)¡Lee esta historia GRATIS!