2. La macarena.

4.8K 188 31

Jack es el capitán de futbol americano del instituto, y uno de mis amigos más cercanos y de los más admirados entre los estudiantes.

- Hey Palmer- dije en voz alta, - ¡Madisson! - dijo emocionada -Que bueno que te veo, ¿qué vas a ir a la fiesta de Jack el domingo? - dijo con voz chillona, hice una mueca por su voz y asentí -Claro que voy a ir- contesté, sonrió - Genial, hace un rato estoy buscando a Victoria- dijo pasando la mirada por los pasillos -Seguro está comprando algo de comer- Palmer Smith, pelo rubio y lacio, ojos verdes y sorprendentemente extrovertida aparte que es una de mis mejores amigas -Ahí está- dije señalando un pasillo, donde venía caminando Victoria caminando hacia nosotras -Hola zorras- saludó Victoria agitando su mano -Hola- respondimos al unísono -Tienen que ver lo que estoy preparando- Victoria Evans, conocida por sus fiestas, sus padres salen muy seguido de la cuidad, y cada vez que se van hace una fiesta -Estoy ansiosa- dije sonriendo -Vamos a clase, tenemos historia, ya conocen a la profesora -Dijo Palmer, asentimos y fuimos a la clase.
...

Hora de almuerzo, hora de almuerzo.

-Jóvenes pueden retirarse, disfruten sus vacaciones-.

Caminamos hacia la cafetería entre risas y bromas abrimos las puertas y nos encontramos con adolecentes haciendo las típicas estupideces de siempre.

Aunque en el instituto se combatían las,'clases sociales, era imposible
evitarlo, en la cafetería se sentaban en las mesas según al grupo al que
pertenecían, los nerds en las mesas cerca del basurero, los hippies a la
derecha cerca de las ventanas, los emo en la esquina, los excluidos en la parte trasera de la cafetería, y los populares en la gran mesa del centro.

Llegué a nuestra mesa y tomé asiento al lado de Palmer - ¡Jack, bájate de la mesa ahora mismo! - dijo una profesora al ver a Jack bailando la macarena sobre la mesa, con todo el equipo de futbol alentándolo y gritando la canción que baila Jack.

-Baila tu cuerpo alegría Macarena, tu cuerpo es pa' darle alegría y cosa cosa, dale a tu cuerpo alegría Macarena, ¡¡Hey Macarena!!- gritamos todos al unísono en la mesa.

Empezamos a reírnos como focas, al ver la cara de la profesora cuando Jack se acercó a ella y empezó a bailar "sensualmente" alrededor de ella -Prescott, estoy hablando en serio- dijo la profesora furiosa, con su cara roja y volvimos explotar a carcajadas.
__________________
Sigan en Insta: @celeste.c.j

Yo nací para arder.¡Lee esta historia GRATIS!