Cena.

2.3K 221 22

Me despierto, no encuentro a Evan a mi lado. Y todo el mundo está haciendo lo que se supone que deben de hacer.

Nadie me mira y es algo que agradezco.

Me levanto lentamente para que no me entre ningún mareo. Cerca de mi hay una manzana y lo agradezco es algo que necesito ahora. La cojo y le doy un mordisco.

Me pongo de pie y salgo a la superficie.

Debería ir a mi casa.

A fuera veo a Evan enfadado, Seth frunciendo el ceño, Alex está parado entre Evan y un chico al que identifico como Mark, cerca de ellos está Alison que mira asustada a Evan y Grace, Grace es la que me sorprende, porque también tiene una expresión de enfado en su cara y cuando Mark dice algo, ella hace algo sorprendente.

Levanta la pierna derecha, se inclina hacia atrás y estalla su pie en la cara de Mark, él cae al suelo, sangrando.

Abro los ojos sorprendida.

En serio esta chica es cada vez más increíble.
Quiero decir ¿quién es capaz de hacer algo así? Me acerco a paso ligero.

Nadie me ve aun.

Evan le dedica una sonrisa sarcástica a Mark que está en el suelo escupiendo sangre y se inclina hacia él y le pone una navaja en el cuello.

-Tienes suerte de que Grace ha sido más rápida, porque te haber sido yo, te hubiera roto todos los huesos de tu cuerpo. Vuelve siquiera a mencionarla en tu sucia boca y juro que te cortaré la garganta a trozos.- le amenaza. Grace me ve y se acerca.

-¿Cuánto llevas aquí? - pregunta. Alex y Seth también me ven.

-Desde que le has dado una patada en la boca.- le digo.-Va a matarle.- miro asustada a Evan.

-No le hará nada, va de farol. - comenta Seth.

-Con esa navaja no podría cortarle ni la garganta a un conejo.- dice Grace, arqueo las cejas.

-Es más de cuerdas, plantas y cosas así.- dice Alex, mirando la escena.

-¿Qué ha hecho qué sea tan grave? -Pregunto.

-Es un idiota eso es todo.- comenta Grace.

-¿Casi le rompes la mandíbula por qué es idiota?- pregunto incrédula. Seth se ríe. Evan se acerca a nosotros.

-Sí.- asiente riendo Grace.

-Creo que Evan necesitaría una de esas. Él si que es idiota.- me río, él me mira arqueando las cejas.

-Se nota el amor que me tienes- sonríe él.

-¿Quién más qué un idiota se le ocurre estar fuera de la cama cuándo le acaban de disparar? - pregunto. Seth se ríe junto con Grace y Alex intenta ocultar una sonrisa.

-He salido a tomar el aire- se defiende. Sonrío.

*****

Me doy un último repaso delante del espejo.

Llevo un vestido negro, suelto de cintura para bajo. El pelo suelto. Aunque sigo demarcada por lo sucedido la noche anterior. En un brazo tengo un vendaje, el vendaje que me puso Evan y en el otro brazo llevo una tirita, justo encima de el pequeño punto donde mi madre me ha tenido que pinchar para transefrirme sangre. Mientras lo hacía me ha comentado que vendrían a cenar a casa un amigo de mi padre junto con su familia. Más tarde he descubierto que Walker y su familia son los que vienen a cenar.

Bajo lentamente las escaleras.

No tengo ninguna gana de sentarme y fingir amabilidad. Solo quiero dormir hasta el año que viene, pero lo acepto por mi madre.
Por todo lo que ha hecho por Evan.

OASIS¡Lee esta historia GRATIS!