Alisson POV.

- ¿Aspen estas bien? –me preguntó Kian preocupado-

No, claro que no lo estaba. No podía parar de dar vueltas por el balcón de su casa.

Desde que Kian había comenzado a contarme la historia de cómo nos conocimos mi mente comenzó a traerme recuerdos de aquella noche que había borrado completamente de mi memoria. Me sentía como cuando estas viendo una película y conoces al actor pero no puedes recordar en que otra película lo has visto antes, o como cuando estas en medio de un examen y sabes perfectamente en que lugar del libro esta la respuesta pero no puedes recordar la respuesta en si.

Tenía recuerdos inconexos de aquella noche que no lograba ordenarlos. Ahora me acordaba el momento en que había visto a Kian y prácticamente me había tirado encima de él, me acordaba que habíamos empezado a caminar para irnos a mi casa pero luego no tengo ni la más mínima idea de cómo llegue a bailar con ese chico de la fiesta, tampoco recuerdo a Kian peleándose con él aunque si recuerdo el semblante de miedo de James y tengo una imagen borrosa de él gritando mientras corría en dirección opuesta a la nuestra.

Me acordaba vagamente de Kian llevándome en brazos –me odiaba por eso- y luego estaba el beso... cuando Kian contó sobre nuestro primer beso me estremecí, no sabía si era por el tono de voz con el que lo había contado, como si estuviera recordando cada segundo de ese momento, o porque de repente la viva imagen de nuestro beso apareció en mi mente.

- Hey ¿Estas bien? –volvió a repetir Kian, acercándose a mi-

- Ehhh... eso creo, estoy empezando a recordar algunas cosas..

- ¿Como qué? -preguntó sonriendo-

- Como el beso.. aunque no solo recuerdo nuestro beso, también recuerdo lo que pensaba mientras te besaba.

Los ojos de Kian brillaron de curiosidad.

- ¿Ah, si?

- Solo voy a decirte que en un momento tus labios me recordaron a mi almohada por lo suave que eran y no voy a decir lo demás porque es humillante.

Kian lanzó una carcajada.

- ¿No recuerdas cuando te salvé de ese idiota?

- No..

- ¿Cómo que no? –preguntó ofendido- casi muero y tú solo recuerdas el beso, no es justo.

- No me estabas salvando Denovan, no había ningún problema hasta que llegaste tú.

- ¿No había ningún problema? –preguntó perplejo- ese chico estaba prácticamente encima de ti, eso es un problema para mi, Aspen.

Suspiré.

- ¿Prefieres que recuerde la pelea o nuestro beso?

- Nuestro primer beso –contestó de inmediato-

- Eso creía –le dije sonriendo- ¿Kian?

- ¿Qué?

- ¿Qué diablos me dio de beber James?

Kian negó con la cabeza antes de abrazarme.

- No se si quiero saberlo.

- Ahora entiendo como sabías mi nombre el primer día que hablamos.

- Me di cuenta que eras tú la que me había chocado la moto porque sabía que había visto y pensado en esas piernas antes –murmuró bajando la mirada- era difícil de creer pero eras tú.

- El Kian del pasado no tuvo que haberse preocupado por si nos volveríamos a ver o no.

Kian se rió.

¡Esto es guerra! [Sin editar]¡Lee esta historia GRATIS!