capitulo III

40 3 2

El movil de Hoseok no paraba de sonar debido a los mesajes que llegaban, ¿acaso ni sabado puede descanzar?

Algo malhumorado se levanta de la cama dirigiéndose al baño para hacer sus necesidades

tomarce una ducha e irse a la casa de su mejor amigo,tenian muchas cosas que hacer,muchas cosas de que hablar y organizar

la cabeza de Hoseok estallaria,al caminar cerca del baño se escucho unas risas que provenian del cuarto de sus hermano mayor

risas que para el eran extrañas,Decidio no tomarle importancia y seguir en lo suyo entrando en la ducha para relajarse
                                         
                            [...]

Hoseok salía del baño con una toalla enredada en sus caderas despreocupado y por fin en paz. Supongamos

alzando la mirada se encuentra con su hermano y el profesor namjoon parados frente a él

totalmente rojo y avergonzado corre con direccion a su habitación encerrandose dejando a los mayores desconsertados

—oh por dios—Dice Tapando su rostro con sus paqueñas manos caminando con dirección a su armario sacándole lo necesario para poder vestirse

pequeños golpes se oian fuera de la habitacion de Hoseok,rapidamente tomo sus cosas y el movil,abriendo la puerta lentamente

con pequeños pasos torpes sale de la habitacion volviendo a encontrar a su hermano esta vez tomado de las manos con el profesor namjoon,la mandíbula Hoseok estaba por los suelos

—Primero que nada calmate,te lo explicare—Dice Jin mirando a su pequeño hermano caminar,tenia miedo de la reacción del pequeño peli rojo

Aun tomado de las manos camina con dirección a la sala llevando a rastras a su compañero

Ya cerca del sillón pide amablemente a Hoseok que se siente para luego hacerlo el

—Estoy saliendo con Namjoon—dice Jin—Lamento mucho por no contartelo antes Hoseokie— Ahora calmado toma las manos de su hermano Menor acariciandolas

—Tranquilo, es tu vida,lo unico que quiero es tu felicidad..Y si el te hace feliz yo lo estaré tambien— Sonrió,Hoseok amaba a su hermano y daría todo por él

Sin decir nada más se levanta de donde estaba sentado,dirigiendoce a la Salida de la casa

—volvere en la noche,Hermanito y no hagan ninguna asquerosidad— Sale de la casa con las llaves del auto en mano,para dirigirse a la casa de JiMin

                                                                  [...]

Hoseok llega a la casa de JiMin,bajando del coche y dirigiéndose a la puerta para luego tocarla

Cuando la puerta fue abierta la cara de Hoseok cambio por completo a una cara seria y fria. Tal vez hizo mal los cálculos

—Hola, se encuentra JiMin—Dice Hoseok con fastidio cruzado de brazos esperando que la persona que estaba frente a el se hiciera a un lado dejandolo pasar,pero eso no susedio

—¿que quieres?—Dice Yoongi Parado frente al pequeño pelirojo que solo se dedicaba a mirarlo con fastidio—El esta en su habitación

Sin nada mas que decir Yoongi se aparta dejando pasar a Hoseok

A pasos lentos Hoseok entra a la casa dirigiéndose a las escaleras para subirlas y entrar al cuarto de su mejor amigo

—No sean fastidiosos y hagan silencio— dice el mayor mirando al pequeño como analizandolo

Yoongi Siempre pesaba en lo lindo que era Hoseok,sus piernas tonificadas,cuerpo fino y alineado. Aunque era un escandaloso niño,Él siempre cuidaba de los dos

—bien—Dice Hoseok subiendo las escaleras y entrando a la habitacion de JiMin,viendo como ese perezoso dormia placidamente

Hoseok sin dudarlo toma una almohada

Sin más lanza la almohada a su amigo,lo cual hace que el contrario se levantara rapidamente asustado

—QUE HACES IDIOTA!—dice algo histérico, sobando su cabeza en la parte donde Hoseok le había lanzado la almohada

—No grites ChimChim—Hoseok riendo por la reaccion de su mejor amigo intenta calmarlo—Yoongi Me dijo que no seamos escandalosos—Camina para sentarse al borde de la cama de JiMin—Vine Para que me ayudes

      

   _________°°°________°°°__________°°°__________°°°__________°°°_________°°°__________°°°

Estoy como demasiado emocionada escribiendo cada una de las partes de esta historia,me traen recuerdos —Literal—Corregir es difícil cuando ya tienes miles de capítulos publicados. Lo intentó lo intentó sigan esperando por mi dulzuras. ¡anion!

El stand De los besosDonde viven las historias. Descúbrelo ahora