IXX

1.6K 381 62

Hannah abrió los ojos, su cuerpo aun temblando y sin poder controlar su respiración por el llanto. Se secó las lágrimas y se puso de pie.

No podía rendirse. No ahora. No cuando todo el mundo creía que Stiles nunca había existido, a excepción de ella. Ella era la única esperanza de Stiles. Contaba con ella, y no iba a decepcionarlo. Sabía que Stiles era real y no tenía que probárselo a nadie. Por su cuenta lo resolvería. No tenía idea de cómo pero lo haría.

Hannah se puso de pie, y fue entonces cuando se dio cuenta de la presencia de Claudia. Estaba parada a unos pasos de Hannah, sonriéndole casi cariñosamente pero sus ojos revelaban todo lo contrario.

—Hannah —dijo, con dulzura y consternación en su voz—. En serio me preocupo por ti. Con todo lo que está pasando en Beacon Hills, creo que deberías tomarte unas vacaciones para aclarar tu mente.

Claudia no esperaba la reacción de Hannah. Probablemente esperaba que Hannah asintiera o balbuceara algo o llorara más. Por el contrario, le sonrió ferozmente.

—Oh, ¿no te encantaría eso? —Canturreó, entrecerrando los ojos—. Si me voy de aquí, Stiles sería olvidado. ¿Pero sabes qué? Estoy segura de dos cosas. Una: no voy a irme a ningún lado. Dos: tú no eres Claudia.

Claudia parpadeó, como si no entendiera las palabras de Hannah.

—Hannah, ¿a qué te refieres?

—La madre de Stiles murió. Él la amaba con todo su corazón. Tenía recuerdos con ella que simplemente eran adorables. Ella lo amaba también. Y tú, Claudia, no eres ella —Hannah comenzó a acercarse peligrosamente a ella—. No sé qué eres, pero eres una impostora. No te metas en mi camino, ¿sí? O la pasarás muy mal.

Hannah fue tomada por sorpresa cuando Claudia la tomó de la muñeca, con fuerza, poniéndola contra la pared. No parecía intimidada de Hannah, lo cual solo sospechaba las sospechas de Hannah de que no era humana.

—Tú no te metas en mi camino, o la pasarás muy mal.

Hannah soltó una carcajada. Relamió sus labios, y pensó por un instante. ¿Qué tan malo para ella sería darle un puñetazo a Claudia? El Sheriff no estaría nada contento de que golpeó a su esposa. Pero, desde luego, a Hannah nunca le había importado lo que las demás personas pensaran.

—No tienes idea de quién soy yo —musitó Hannah, comenzando a sentir la circulación en su muñeca cortarse de tan fuerte que Claudia la tenía presionada—. Soy Hannah Hale. Estoy enamorada de Stiles Stilinski y lo he estado por años. Haría cualquier cosa por mis amigos, y más que nada, haría cualquier cosa por Stiles.

Dicho esto, con su mano izquierda libre, Hannah le dio un puñetazo a Claudia. La fuerza fue tanta que Claudia cayó al suelo, sosteniéndose la mejilla con sorpresa. Hannah sonrió.

—He matado a gente por menos, así que aléjate, zorra —siseó Hannah, saliendo por el pasillo.

En cuanto Lydia la vio, supo que Hannah había hecho algo.

—Dios mío, ¿qué hiciste? —preguntó Lydia, nerviosa.

—Tranquila, no tienes que ayudarme a esconder un cadáver —hizo una pausa—. Aun, al menos. Pero sí tenemos que irnos ya porque el sheriff tiene un arma y no estará muy feliz conmigo. 

🌙🌙🌙🌙🌙

Hannah y Lydia llegaron con velocidad al estacionamiento de la escuela en cuanto Scott las llamó. Al parecer, el tipo de la grúa había regresado.

—Ya le pagamos. Hannah le dio todo su dinero —insistía Scott, discutiendo con el hombre de la grúa.

—Sí, y lo dejé. Y ahora lo estoy recogiendo de nuevo —explicó el hombre.

Missing /teen wolf |running #6|¡Lee esta historia GRATIS!