VII

29 3 9


Caminé temeroso hacia la cafetería, realmente no quería encontrarme con Zayn para evitar cualquier pregunta sobre la pesadilla que tuve, pero debía ir, por lo menos como agradecimiento por lo que había hecho en aquel momento.

Agradecí que tenía clases dentro de media hora y la conversación no sería muy extensa.

—¿Estás bien ahora?— me preguntó cuando me senté a su lado.

—Sí. —respondí en un susurro, él colocó un jugo y un sándwich frente a mí, le agradecí con una tímida sonrisa.

—Me pareció muy extraño que me llamaras cuando tenemos tan poco tiempo conociéndonos y al parecer yo no te agrado mucho...—comentó y mi cuerpo se tensó — pero no te pediré detalles —se encogió de hombros— lo que importa es que ahora estás bien, Nini.

«No me llames así.... »

—¿Por qué?— inquirí mirándolo con firmeza.

—¿A qué te refieres?—arqueó una ceja con verdadera curiosidad.

—¿Por qué estás siendo tan...—tomé unos segundos para elegir la palabra correcta— tan amable conmigo?

El sonrió enseñando sus perfectos dientes, ese simple gesto bastó para que sintiera una fuerte punzada en mi pecho.

Dolía pero lo adoraba.

—Eres mi compañero de habitación, además de ser menor que yo. —dijo a modo de explicación.

Supongo que sí, no había nada oculto, era así de simple, y estaba bien ¿No? Debía dejar de atormentarme con mi pasado, yo ya no era el Niall Horan de hace dos años y él probablemente ya no era el mismo Zayn Malik de ese tiempo, solo debía superarlo; después de todo, él no me había hecho nada, no me debía explicaciones ni nada por el estilo, tal vez hasta podíamos ser amigos; aunque la tarea se tornaría terriblemente difícil mientras continuara estando enamorado de él.

—Gracias. —hablé con sinceridad y tuve el valor de mirarlo a los ojos.

—¿Saldrás?

Por primera vez desde que llegué a la residencia vi a Zayn en la habitación después de clases. Estaba en su cama leyendo un libro del que no pude ver su portada.

—¿Disculpa?— le respondí dejando mis cosas sobre el escritorio.

—Nick me dijo que irías a una fiesta con él. —me miró con cautela y reí por la adorable expresión.

Honestamente todo el día estuve sopesando de ir con Nick, es decir, si quería superar a Zayn ¿No sería bueno conocer a otras personas? Aquella fiesta tal vez podría significar una gran oportunidad para mí.

—Mmm... Sí. —contesté y al instante busqué mi móvil, debía enviarle un mensaje a Nick.

—Creí que no te gustaban las fiestas...—lo miré arqueando una ceja— es que eres tan tranquilo y callado...

Le sonreí y me concentré en el aparato que tenía entre manos.

-Nick ¿Aun está en pie lo de la fiesta?

Él respondió casi al instante.

-Sabía que Zaynie lograría convencerte, claro que sí Nini, pasaré por tu habitación en media hora 🌝

Suspiré al leer su mensaje, ya después me encargaría de decirle que no había sido convencido por Zayn.

—¿Y bien?— habló desde su posición, lo miré confundido— ¿A qué hora vendrá Nick?

—D-dentro de m-media hora...—titubeé.

Asintió y se levantó rápidamente yendo en dirección al baño mientras llevaba unas cuantas cosas consigo.

Ignoré las extrañas acciones de Zayn para arreglarme un poco, a decir verdad solo acomodé mi cabello y me cambié de camiseta, no estaba seguro de cómo debía vestir para ir a una fiesta así que supuse que la camiseta negra y los jeans ajustados estaban bien.

Y aun faltaban veinte minutos para que Nick viniera.

A los pocos minutos Zayn salió del baño con el cabello húmedo y vistiendo una camiseta blanca y unos jeans ragados, pasó una toalla sobre su cabello tratando de quitarle exceso de agua y de uno de los cajones de su velador sacó una secadora.

Yo solo podía ver como un idiota todos sus gestos.

Una vez que terminó tomó una chaqueta de cuero que se encontraba en su cama y calzó unas Converses negras, roció un poco de perfume en su cuerpo y se sentó nuevamente sobre su cama.

Quise preguntarle si saldría a algún lugar pero justo en ese momento se escuchó a alguien golpeando la puerta.

—Tan adorable. —soltó Nick cuando me vio, pellizcando mis mejillas; le sonreí y me giré para despedirme de Zayn pero lo encontré bastante cerca a mí.

—¿Nos vamos?—preguntó para sorpresa del castaño y mía.

—Creí que no irías —le dijo Nick cuando empezamos a caminar fuera de la recámara — me dijiste un millón de veces que no te interesaban las fiestas.

El moreno no le contestó.

Por mi parte, solo podía observarlos, ¿Por qué Zayn tenía que estar siempre donde yo estaba?

—¿Y Louis?— preguntó Nick, cuando estábamos cruzando el campus.

—Se quedó en su habitación, hablando con Harry. —respondió Zayn moviendo las cejas.

Ambos chicos rieron. Después de una caminata en silencio llegamos hasta una especie de cabaña, bastante alejada a decir verdad, de donde provenía un fuerte ruido.

—¿En serio?— preguntó irónico Zayn y Nick solo ladeó la cabeza.

Los dos me miraron haciéndome sentir incómodo y luego avanzaron, yo los seguía como si fuera un niño pequeño.

Un mensaje llegó a mi móvil pero lo ignoré.

Cuando finalmente estuvimos en el marco de la puerta y pudimos ver el lugar por dentro me arrepentí de haber ido.

Habían demasiadas personas. Demasiadas personas bailando, demasiadas personas bebiendo, demasiadas personas tocándose entre sí... Era aterrador.

Ni siquiera se podría entablar una conversación con alguien ahí, la música golpeaba fuertemente mis oídos causando un molesto dolor y el olor a alcohol, cigarrillos y otras cosas empezaba a marearme y eso que solo llevaba unos minutos dentro.

—Quieres regresar ¿Verdad?— gritó Zayn cerca a una de mis orejas, negué con la cabeza, nervioso por la cercanía.

Todo iba bien, si es que se le podría llamar así, hasta que me encontré solo, rodeado de chicos y chicas que me miraban de una manera bastante extraña para ser un desconocido y ahí realmente me arrepentí de no haberme ido cuando pude.



-Yxxnmxnsgxrl-

Quedate~~~ZiallRead this story for FREE!