Cap.2 Tu y Yo

3.4K 224 12

Ya era noche y acabe mi jornada de trabajo, pero antes de irme dudaba si quedarme con la niña, podría ser el sentido de mi vida o solamente me llenaría un mundo de problemas ya que un bebé es una gran responsabilidad.

Y si..... 15 minutos después ya estaba en la Farmancia comprando pañales, leche, biberones, chupones y si .... Me la quedaría.....

La primera noche no fue nada fácil Sofi lloraba y lloraba le di de todo, ya cuando estaba agotada, decidí cargarla y me la lleve a mi cuarto me recosté en mi cama, y la recoste en mi pecho, Sofi poco a poco dejaba de llorar, comencé a cantarle una canción de cuna, Sofi paro de llorar nunca había sentido tan lindo y empezó a relajarse sentía como su pequeño corazoncito latía junto al mio, escuchaba su respiración tan calmada.

Sentí la primera conexión con ella, sentía como si fuera mi propia hija.
Al día siguiente Sofi me despertó con su gran sonrisa, era Sábado así que no iría a trabajar, me desperté temprano me bañe en lo que Sofi se entretenía con la tele, hice de desayunar y le di biberón a ella. La llevaría al pediátra para ver como estaba Sofi de salud y saber algunos cuidados, ya que tenía cero experiencia cuidando bebés.

Llegamos a la pediátra la revisó y confirmó que todo estaba bien, al parecer la pediatra pensó que era verdaderamente mi hija, me recomendó darle calor, amor y cariño. Ya cuando estaba apunto de irme me recomendó darle pecho, ya que al ser muy pequeña lo necesitaría.

Fuimos de compras Sofi y yo, iba a comprarle ropa.
Para mi Sofia ya era mi hija, mi sangre, era mía. No podía creer que en menos de un día me hubiera perdidamente enamorado de ella, ahora ella era mi todo.

Llego la noche, tocaron la puerta y fui a atender, abrí y se encontraba mi novio, Alex
Alex: Ya estas lista?
Karla (yo): Alex! (Por un momento me había olvidado de que novio tenia)
Alex: Karla que pasa? Se te olvido de nuestra cita de hoy?
Karla (yo): Emmm... Yo...
Cuando de pronto al fondo se escucha Sofia llorando
Alex: Que? Vino tu hermana Ana con su hijo?
Karla (yo): mmm... Bueno

Ahí le empecé a explicar a Alex lo que había sucedido, le presente a Sofi, pero Alex no quedó muy convencido.
Así pasaron las semanas, ahora lo único que hacia era estar en el trabajo y después pasar el tiempo que quedaba con Sofia.

Alex le enfadaba lo que sucedia, decía que ya no le prestaba atención que ahora todo era Sofia, así que decidimos terminar

Mi Razón De Ser¡Lee esta historia GRATIS!