2. Futuro

55 4 5


—¿Qué le puedo ofrecer?-

—Whiskey.-

El bartender se dio la vuelta, empezando a preparar la bebida.

Quizá Chanyeol siempre fue de tomar alcohol, pero nunca fue de tomarlo de una manera obsesiva.

Era lo único que le quitaba todo de la mente.

Sentía que cada vez empeoraba, que se estaba convirtiendo en una carga para su madre y su hermana.

Ya no podía con las pesadillas. Tenía el mismo sueño de una persona a la cual no puede recordar; un momento veía su cara frente a frente, como si estuvieran en la misma cama. Al otro instante esa persona estaba en el suelo, sangrando. Lo peor del caso es que estaba seguro que está persona no era kyungsoo.

Sus ojeras eran notables, y lo vio en el espejo del bar. Toco su mano y la deslizó hacia sus costillas.

Donde habían abdominales había quedado un espacio en el cual su estómago se hundía, sus huesos eran notables.

—Aquí tiene.

Agarro su vaso y empezó a tomar, pero fue distraído por el ruido que comenzó a crecer en el lugar. Presto atención al hecho de que había un evento en el bar. Había un conjunto musical, y había mucha fila para una mesa. Se paró dejando su vaso ahí, acercándose cada vez más al lugar que creaba mucha conmoción.

Pasaron los minutos y el se metió la fila, hasta que se dio cuenta que era su turno y decido alejarse. No sabía porque siquiera se había formado, pero permaneció mirando todo el evento que se había formado.

Vio como el causante de tanto revuelo empezaba a guardar sus cosas, pero se acercó.

—Ya me estaba yendo, pero para alguien tan apuesto como tú podría quedarme unos segundos más.

Chanyeol rodó los ojos.

—No.- volteo a ver hacia otro lado. —Solo quería ver que hacías.

—Entiendo si no crees en estás cosas.- sonrió, y Chanyeol pensó en lo bonita que se veía la sonrisa de ese hombre.

—Quizá. Nunca me interesó.

—Si no me crees, solo con verte puedo saber que eres Park Chanyeol, tienes 29 años y estabas en un grupo de idols. ¿Cierto o falso?

—Que sorprendente.

—Pero eso lo sé porque lo vi en las noticias y no vivo debajo de una piedra.- río. —Mi nombre es Byun Daehyun.

Chanyeol recordó. Al entrar al bar había un letrero de pizarrón que decía que hoy era 'noche mística' y habían contratado a alguien para que lea las manos. Le importaba poco porque el no creía.

—¿Por que engañas a esas personas fingiendo que sabes el futuro?

La sonrisa de daehyun se desvaneció, pero solo miro a Chanyeol.

—Es interesante, siéntate.

El pelinegro se sentó, a pesar de todo a el le causaba cierta curiosidad por lo que pensó que seguirle su juego iba a ser interesante.

—Mira, Chanyeol. Yo engañó a la gente y les digo lo que quieren oír, como esa chica que pensó que su novio le propondría matrimonio.- negó su cabeza. —Su novio si propondrá matrimonio esta noche. Pero no será a ella, si no a su amante de hace 5 años.

Seoul 2012  «Chanbaek»¡Lee esta historia GRATIS!