Prólogo

80 13 2


Dolor, golpes, punzadas, ardor, eso sentía con cada golpe, con cada puño, uno tras otro, cada microsegundo, patadas en las costillas, brazos y piernas, el piso estaba frío.

-— ¡¿Donde esta tu maldito padre?! — gritó el infeliz y yo escupo la sangre que sale de mi boca. — ¡Habla! — demanda lanzándome una patada a las costillas y hago una mueca de dolor.

— No lo se. — respondo con cansancio, a dolorido en cada parte de mi cuerpo.

— Seguro el malnacido, ni se ha hecho cargó de ti — dice con burla y no replicó porque tiene toda la razón — ¡Sueltenlo! — manda a sus perros y estos tiran las cadenas que tengo en pies y manos. Me encorvó al ser liberado pero algo no me deja ya que soy lanzado contra una pared, cierro los ojos al recibir el impacto, otra fuerza me eleva y siento que estoy flotando, no me siento el cuerpo, todo dolor se ha ido y una corriente me atraviesa mi pecho — Este debió ser tu padre, el imbécil se metió con quien no debía, la deuda era de él — sigue hablando, siento otro golpe de electricidad por el pecho y una luz rojiza algo ensangrentada sale de mi, ahogo mi grito con un quejido, maldita sea duele.

Odio a mi padre desde niño, lo odio tanto, no sabía porque me estaba pasando esto, ni el porque ese viejo que tenía frente a mi, con una capa roja igual que sus ojos me estaba haciendo esto, como tampoco que se le debía.

— Seré amable — Otro corrientazo me atravesó pero esta vez no hubo dolor, solamente una descarga por todo el cuerpo. — ¡Sientes! — su voz hizo eco en el lugar donde nos encontrábamos tan oscuro, sucio, con paredes rojas y sangrientas —¡Sientes! — otra fuerza me estrelló contra la pared, pero esta vez, no me queje ya que el golpe llego pero no dolió — Dejaste de ser un marica sensible — se burla con su voz gruesa — Pero me caíste bien, te daré la oportunidad — suelta una carcajada, no se como lo hace, no se ha movido de su sitio, el infeliz debe tener pactó con el mismo infierno, esto no es normal. — Tu madre morirá, tu hermano morirá, tu familia te olvidará — empieza a recitar con voz más ronca y gruesa que la de antes — Ve por tu otra mitad, solo hasta entonces, tu corazón volverá, tus sentimientos cambiaran y la parte que se les fue quitada ambos regresara — oscuro, todo se va volviendo oscuro — Tienes cinco años o las cosas quedarán como están — es lo último que dice acercándose hacia mi, busca algo en el bolsillo de su capa, un anillo que se coloca en su dedo medio, me lanza hacia el piso y caigo sobre mi espalda, él coloca una mano sobre mi pecho cuando llega a mi lado, veo como cierra los ojos — Trata de amarla, trata, trata, débil, frágil, bella, rota, incompleta, accidente, con el corazón que necesitas — quita la mano del pecho y llevándose consigo la luz roja que antes había entrado en mi — Cinco, solo cinco — lo dicho anteriormente entra a la piedra del anillo y deja de brillar.

Lo último que veo es un fajo de billetes a mi lado y él maldito brujo infernal desaparecer como el polvo.

                         
      
                            +++

OMG, una nueva aventura, esto contendrá, mucho drama 😈 y romance que es lo mío.

Voten y opinen que les parece 😊😊😊

A. F 😘😘😘

Corazón Robot #1 ¡Lee esta historia GRATIS!