Cap 2: Tal vez no era lo que esperaba.

686 79 4

Nota: Sé qué me tardo en subir, pero aquí esta el capitulo y espero que le gusten.

Nunca me espere que al llegar al aeropuerto, el boleto dijera: "Directo a Seúl Corea" eso de verdad me pareció sorprendente. Pero más lo hizo, el hecho de que me monté en un avión y que viajaré 11 horas a un lugar desconocido, con una persona desconocida, a una cultura que ya he explorado como doramero y kpoper, pero que en sí nunca he estado allí.

Salimos del avión y el agarro mi equipaje, lo seguí hasta la entrada del aeropuerto de Incheon, un auto negro se estacionó delante de nosotros, él se acercó y abrió la puerta, me miró y sentí un gran nerviosismo.

-Súbete-no me pidió, me ordenó.

Mire hacia ambos lados y sin decir nada, me monte en el auto, me acomode bien en el lado derecho del auto, junto a la ventana y ese hombre, que todavía no me a dicho su nombre, guardo mi equipaje en el maletero. Se montó y el auto arrancó, hacia no sé dónde. El miedo que siento, me hace querer vomitar en el piso de este carro, pero me aguanto, para que después si se vuelve loco no me de una palisa.

+************+

No sé en realidad en donde estoy, ni a donde me están llevando, pero lo único que sé, es que este lugar es totalmente hermoso. Al llegar a la "Casa" (si es que se le puede decir así), el enorme portón se abrió de inmediato y estuvimos conduciendo, por unos 10 minutos, mire la ventana y el auto pasó, por un hermoso campo lleno de muchos árboles y plantas, el auto pasó por un puente, que está cruzando un lindo lago, hasta llegar a una enorme mansión, estilo Beverly Hills o Bel Air... totalmente hermoso.

Nos bajamos y el hombre de negro, bajo las maletas; le intente ayudar pero no me dejo, se acercó a la puerta y colocó un código y después se abrió, los dos pasamos y nos recibieron unas mujeres de limpieza, ya que la palabra "Sirvienta" me es muy denigrante, ella al verme hicieron una reverencia y dijeron todas al unísono:

-Sean bienvenidos-les iba a devolver el gesto, pero el tipo este me miró, se acercó a mí y me dijo:

-Sígueme-asentí todo aterrado.

Los dos nos fuimos por un pasillo enorme, con las paredes de vidrio, donde se pueden ver el interior de la cocina y del otro lado, una enorme biblioteca llena de cientos de libros. Seguimos caminando y al final, nos fuimos por el lado derecho, llegamos a una puerta y al abrirla él me indico que pasara, yo así lo hice y al entrar, un chico, está sentado en una cama, mi cuerpo se contrajo completamente al verlo, ya que parece un idol. Mire al tipo de negro y él se quitó las gafas y pude ver sus ojos, algo grandes y alargados; sus iris son completamente negras y eso me da un escalofrío, volteé a ver al otro chico, que es un poco más alto que el hombre de negro y con un cuerpo un poco más ancho, el hombre de negro, hizo una pequeña reverencia y dejó la maleta a un lado de la puerta, para después salir.

Hubo un silencio entre los dos, el hombre ese se acercó a mí con una peculiar sonrisa, que no supe interpretar, extendió su mano hacia mí y con una sonrisa me dijo:

-Es un placer, Me llamo Song Hyun Joon-estreché su mano con algo de tomar y con los nervios aun de punta, le dije.

-Igualmente... Me llamo Andrew...

+**********+

3 Semanas después.

Pasaron 3 largas semanas, donde ni por un momento había salido de esta habitación, ya que me lo tiene completamente prohibido hasta "No ser de confianza" según ellos y eso me da un enorme escalofrío.

El tiempo en el que he estado aquí, me siento completamente inestable, al ser la habitación enorme y cuando digo enorme es muy grande; imagínense que tengo una cama matrimonial para mí solo, aparte, de que pegado a la cama, en la parte de adelante hay un mueble, una mesita y en la pared hay un gran estante y un enorme televisión , al lado de la puerta hay un librero y del otro lado, una enorme ventana donde entra el aire fresco, pero tiene barrotes, también hay un escritorio, pero en la pared donde se encuentra en el televisor, que es la pared sur, al lado está un enorme baño y del otro lado un enorme armario, con ropa que no voy a usar porque estoy aquí "Mi realidad, de verdad es triste".

Tal vez... No sea tan malo estar contigo.¡Lee esta historia GRATIS!