Placer Candente

9.2K 68 9

Me contraigo, palpito y me estremezco en mitad de este delirio febril, la espera se hace eterna, olor a humedad y calor...

Tormento de fuego y dolor, ansiosa por sentir el momento en que la lanza atraviese mi carne trémula con el dulce placer de la invasión haciendo que los fluidos se desborden. Gimo, me retuerzo y me aferró a ti regresando por más... 

Por tu olor, por tu roce y esas caricias que son la locura de mi caída a los infiernos.

Me prendo a tus labios sabiendo que una vez más los abismos me acogerán y recibirán con los brazos abiertos, floto y me pierdo por este mar embravecido de sentidos y alientos entrelazados.

Rosa de suaves pétalos, que despacio se perla de brillantes gotitas, tu eres el sol que me mata y me da vida, me roba el aire y me lo da con el tórrido va y ven de las olas de tu cala.

Dureza y fragilidad, suavidad y acero revestido en la forja que te acepta, ven... reposa y yace en la vaina que te da cobijo, disfruta de las mieles de las hadas y desciendo conmigo a ese lugar donde todo estalla.

Derramemos la sangre carmesí en un abrazo eterno.

Placer Candente¡Lee esta historia GRATIS!