093

5K 379 60

El hombre lobo la observó desde su asiento con una expresión de tristeza, sin embargo ella en contraposición se veía tan radiante y alegre con el muchacho de rizos, como los primeros días que ellos habían comenzado a salir

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

El hombre lobo la observó desde su asiento con una expresión de tristeza, sin embargo ella en contraposición se veía tan radiante y alegre con el muchacho de rizos, como los primeros días que ellos habían comenzado a salir.

- Scott deja de lamentarte -murmuró Stiles a su lado- ya está, no hay nada que puedas hacer.

- Me gustaría decirle que no se enamore de otro -comenzó el hombre lobo con su mirada fija en la chica- quisiera pedirle que no me olvide.

- Pero no puedes hacerlo, tú mismo le dijiste que se olvidara de tí porque tú ya no sentías lo mismo, porque estabas enamorado de Allison

¡Ay! Esta imagen no sigue nuestras pautas de contenido. Para continuar la publicación, intente quitarla o subir otra.

- Pero no puedes hacerlo, tú mismo le dijiste que se olvidara de tí porque tú ya no sentías lo mismo, porque estabas enamorado de Allison.

- Y fue un error, el peor error que pude cometer -tapó su rostro con sus manos en un gesto de frustración.- Se supone que eres mi mejor amigo y tienes que frenarme cuando estoy a punto de cometer una estupidez, ¿por qué no me detuviste?

- Soy tu amigo, no Scott McCall -lo señaló- Eres tú quien toma las decisiones y eres tú el que debe hacerse cargo de las futuras consecuencias. Lo único que te pedi fue que no le rompieras el corazón a Elena y tres días después ella vino llorando a mí, diciendo que habían terminado porque tú ya no sentías nada, que todo habia desaparecido. Te mentiste a ti mismo Scott y saliste perdiendo porque a fin de cuentas estas tan perdidamente enamorado de ella como ella lo estuvo de ti. -terminó de hablar para darle una palmada en la espalda y luego irse hacia la entrada trasera del instituto.

El alfa desordenó su cabello con frustración, sabía que Stiles tenía razón pero no quería aceptar que todo había sido por su maldita culpa.

Scott miró nuevamente a la muchacha y al notar que estaba sola tomó todas sus cosas y caminó hacia ella con rapidez.- Elena... ¿como estas? -habló nerviosamente.

- Bien Scott, gracias por preguntar -respondió notablemente incómoda.

- ¿Crees que podamos hablar? -cuestionó rascando su nuca con incomodidad.

Sᴜᴘᴇʀɴᴀᴛᴜʀᴀʟ | ᴛᴇᴇɴ ᴡᴏʟғ [EN EDICIÓN]¡Lee esta historia GRATIS!