Un saludo del pasado

631 22 3

Capítulo 13

Bang Yongguk

Nataly deshizo el abrazo separándose para mirarme, sus ojos me contemplaban con malicia, algo planeaba, no lo podía descifrar del todo, pero lo que fuese, era malo.

-¿Qué pasa? – pregunte cauteloso

-Nada – dijo con una sonrisa picara

La contemple un segundo, nuestras miradas se enlazaron, sus ojos brillaban, la expresión que poseía su rostro era hermosa, las facciones de este eran golpeadas por los rayos de sol, su piel blanca florecía, era irreal, no podía evitar verla, contemplarla y admirarla, era ella y solo ella, el ángel que me envolvía en sus alas, embargándome en un sentimiento, un sentimiento inusual, raro, pero no desagradable, de eso no había duda.

-¡Chicos! – Grito Zelo a nuestras espaldas quebrando la atmosfera antes creada.

-¿Qué sucede pequeño? – pregunto Naty escapando de mi mirada.

El chico abrió la boca para responder, pero fue zambullido de un zarpazo, HimChan y JongUp reían con malicia, tras ver al chico luchando por salir del agua.

-¡Hyuns!- este exclamo jadeante al salir del agua.

Todos nos reímos al ver la expresión del chico, este media más del 1.80 y aseguro cuando digo que  ¾ de este estaba lleno de inocencia.

-Vaya, vaya,  una preocupada por tu hombro, y tu feliz de la vida empujando a los menores. – recrimino Nataly, mientras JongUp se hundía de hombros.

-Vamos Noona, tampoco fui tan cruel – rio este, mientras alborotaba la cabellera de Zelo.

-Agg, solo soy un año mayor que tú – dijo mientras le sacaba la lengua.

-Aun así, los números no mienten Noona –JongUp sonrió con satisfacción.

 -Cuando lo dices así me siento vieja. – bufo cruzándose de brazos. 

-Oye tú no eres la que cumple 23 – dije dándole un golpecito amigable en el hombro.

Ella sonrió ante el gesto y me dedico una mirada tierna.

HimChan se aclaró la garganta llamando mi atención.

-Los chicos de BTS también están aquí. – HimChan hablo secuestrando mi mirada.

-¿BTS? – pregunto Nataly, mientras nos miraba absorta.

-¿Qué sucede Noona, vives debajo de una piedra? – JongUp se burló mientras esta lo miraba con cara de pocos amigos.  

-Ashh, este chico está buscando una paliza- Nataly mascullo con los dientes apretados, casi echando humo por la cabeza.

- Si, como si el puño de Noona fuese a hacerme algo – se rio sosteniendo la mano empuñada de Naty en el aire – Con lo pequeño que es.

Esta  lo miro exasperada, debo admitir que era bastante tierna enojada, luchaba con JongUp para liberarse mientras le sacaba la lengua y le parloteaba toda clase de maldiciones, no como las maldiciones que yo le soltaría,  más bien, eran las que a mí me gustaba clasificar como groserías tiernas, ladridos de cachorro, nada más.

-Venga JongUp, suéltala – dije divertido – la ignorancia no es motivo de abuso.

El chico obedeció divertido, mientras nuestras carcajadas se unían en un son, HimChan nos admiraba con cierta exasperación y no es porque este sea amargado o aguafiestas simplemente aquella situación le incomodaba, podía sentirlo, le conocía perfecto, tanto como para asegurar que  Naty no era de su agrado. 

-¿Nos vamos? – Bramo, mientras tomaba a Zelo y JongUp por el brazo y daba media vuelta para llevárselos – ustedes también – dijo mientras se alejaba.

Los seguimos en silencio, Naty había sentido el mismo escalofrió que yo, la atmosfera paso de un feliz rosado a un gris opaco, el aura de HimChan era pesado, en especial cuando se trataba de su descontento.

Al llegar a la suavidad de la arena, pude contemplar la figura de 9 chicos que jugaban en la arena, dos de ellos eran conocidos y familiares, mientras que los otros 7 solo los había visto en revistas y ocasionalmente en la TV, mas podía asegurar la familiaridad de estos; eran los integrantes de BTS, los famosos rookies de la BigHit, impresionante, me hallaba extrañamente emocionado. 

-¡Hey! – Grito YoungJae -¿A que no adivinan quien está por aquí?

-¡Mi hijo! – dijo Daehyun mientras sostenía por el cuello a un chico de cara tierna con que el que compartía un cierto parecido físico, si no me equivoco, este era el miembro que respondía al sobrenombre de V.   

- Appa (papa) no puedo respirar – Dijo el chico mientras hacía gestos exagerados y luchaba por salir.

-¿Tae? – pregunto Naty interrumpiendo nuestras carcajadas.

-¿Noona? – pregunto V mientras se quitaba de encima a Daehyun.

Ambos se miraron sorprendidos y felices, en un instante fugas se unieron en un abrazo, el chico la agitaba de un lado a otro mientras yo me quedaba plantado en la arena incapaz de comprender la situación.

-Oh, vaya mira como haz crecido – chillo Naty, mientras lo abrazaba con fuerza.

-Noona, te extrañe mucho – respondió aferrándose de igual manera.

La escena causo que un escalofrió recorriera mi cuerpo, de pronto me hallaba rígido, maldiciendo, todavía no me terminaba de librar del padre, cuando ya tenía al hijo molestando.

-¿Algún problema Gukie? – la voz sarcástica de HimChan resonó en mi oído, mientras este dejaba caer su mano en mi hombro. - ¿No te agrada el pequeño?

Lo fulmine con la mirada, su expresión de superioridad me calaba, en esos momentos la sonrisa sarcástica del chico era más desgarradora que antes,  seguro lo estaba disfrutando.

-¿Qué pasa Nataly? ¿Se conocen? – HimChan se dirigió a Naty, con un tono de voz que me desagrado, como si estuviese esperando que aquel parentesco rompiera el vínculo que teníamos, restregándome en la cara al nuevo sujeto.

-¡Sí! – Exclamo esta – Fui la niñera de Tae por mucho tiempo.

-Sí, extraño los pasteles de Noona – replico el chico, mientras le sonreía

-Ah, pequeño es bueno verte.

Se sonrieron mutuamente.

Si lo que querían era molestarme.

Lo Habían logrado. 

Hola chicas, se que me desapareci por mucho tiempo, las he extrañado mucho, no habia podido subir capitulo, por unos pequeños problemillas tecnicos, pero he vueloto, y les prometo que les recompensare, gracias por esperar y seguir leyendo, las amo jejejeje n.n bye

One way love (B.A.P fanfic)¡Lee esta historia GRATIS!