Capítulo 14.

1.6K 76 1

La alta música hace retumbar las paredes aún por fuera del club. La inmensa fila llegaba casi a la otra calle. Pero al ver a Niall realmente sexy parado a un lado del guardia, nos ahorramos eso, pasando de inmediato. Aún sorprendida al ver mi nombre y el de Sara en la lista.

-Dijo que llegaría acá en jn rato más ¿quieres tomar algo? -preguntó Niall fuerte sobre la música. Negué con la cabeza buscando dinero en mi bolso, no había echado ni un centavo en ella- descuida yo pagaré -sonrió dándose cuenta de mi error.

-Te lo pagaré -grité cuando lo ví alejarse luego de que Sara emocionada haya pedido un vodka de naranja.

-Esto es asombroso -saltó sonriendo como una niña pequeña en una dulcería mirando a su alrededor pensando que podría ser lo primero que comería.

Una gran mano agarró mi brazo, haciéndome saltar y alejarme rápidamente por el contacto. Girándome para mirar quien había sido. Ví a Niall parado con un vado de vodka en su mano y una sonrisa pequeña. A su lado, el chico de la foto, con ambas manos ocupadas por tragos.

Dios, era caliente.

Avergonzada baje la cabeza, incapaz de mirarlo, Niall había echó aquello quizás para probarle a su hermano mi problema. Estirando su mano, me paso el pequeño vaso y luego repitió lo mismo con Sara quien lo miraba asombrado mientras se humedecía los labios.

-El es Jack, Jack, _____ -me apuntó presentándome -Jack, Sara.

-Un gusto, chicas -sonrió y ¡oh! Que linda sonrisa.

Al parecer, lo sexy no era lo único que los hermanos Horan compartían, sino, también su hermosa sonrisa.

Un rato después, yo me encontraba en medio se dos chico calientes, completamente intimidada. Sara me había dejado sola luego de irse a bailar con algún chico y desaparecer por completo de mi vista.

-Bueno, que esperan, primero a ¡bailar! -dijo Niall parándose frente a nosotros, miré por el rabillo del ojos nerviosa al gran Jack.

Pata nada tímido, tomo mi mano y me condujo hacia la pista de baile;moviéndose al compás de la música a una distancia considerable. Miraba de vez en cuando a Niall quien me incitaba a bailar con gestos, mirándome divertido llevándose la interminable copa, de no que sea que tomaba, a la boca.

-Ni seas tímida, acércate -murmuró moviéndose, sin tener algún contacto, como Niall había dicho. Con un paso pequeño, quedamos separados por escasos centímetros.

Rápidamente, mi cuerpo comenzó a picar, ansiando que sus manos por lo menos tocaran mi cintura y me acercara a él para sentir completamente su anatomía pegada a la mía.

Oh Dios. Estaba realmente excitada solo con un baile. Jadeé, moviéndome como la música dictaba, acercando lo pecho al suyo en cada compás. Vamos, tócame. Suplique en voz baja. Cerrando los ojos. Sus manos se dirigieron a mi cintura y gemí ante el pequeño y rápido contacto.

La situación no ameritaba aquello, él no podía tocarme, Niall lo dijo. Así que lo mire, y las inmensas ganas de que él fuera con quien estuviera bailando me hicieron gemir.

Su mirada chocó con la mía y pidiéndole que se uniera a nosotros.

Lo hizo.

...
Directioner13963.


Virgen a los 25 (nh)¡Lee esta historia GRATIS!