Mi alarma sonó, no muy duro, no quería despertar a Ashton y menos a Harry, me levante, fui al baño e hice mis necesidades, me puse los short que tenía el día anterior, con el camisa de Ashton, bueno, mía. La enrolle un poco para que se vea el short, me puse mis botas, guarde mi celular en mi bolso, junto con mi cargador, caminé hasta la puerta, escuche la voz de Ashton.

—te pagaré pronto, lo prometo..—pausó—¿Por qué crees que vine? Para conseguir tu jodido dinero.—volvió a pausar— dame unos meses, solo unos meses, por favor—suplico ¿Qué oculta Ashton? ¿Qué dinero?.— cuatro meses, bueno.


A S H T O N

Me levantó el sonido de mi celular, vi la hora, joder las 4.45 de la mañana, conteste sin ver quien era.

—Irwin, ya me estás haciendo esperar mucho—joder, acabo de llegar ¿Cómo pretende que consiga dinero tan rápido?—

—te pagaré pronto, lo prometo—supliqué—

—te hemos observado, ¡solo has estado con unos chicos! ¡no es el plan para pagarle a alguien Irwin!—gritó, estúpido—

—¿por qué crees que vine? Para conseguir tu jodido dinero—¿Dónde sacare tanto dinero?—

—o lo pagas tú o tus amiguitos—sé que en este momento esta sonriendo—

—dame unos meses, solo unos meses, por favor—supliqué, ellos eran los únicos que conocía no puedo meterlos en esto.

—te daré cuatro meses, máximo—respondió.

—cuatro meses, bueno.—dije, el corto la llamada.

¡joder! A ver Ashton, tranquilízate, pero ¿¡cómo encontrare los jodidos dos-mil dólares!? Si acaso tengo dinero para mantener a Harry, piensa ash, ¿Trabajo? No me pagarían tanto, Ashton, Ashton.


J O E Y

Salí minutos después de que Ashton termino de hablar, lo vi en el sofá sentado con las manos en la cara, estaba rojísimo.

—ash—dije acercándome— ¿estás bien?

—ah Joey—me miro—si, si—dijo nervioso—¿A dónde vas?

—tengo que regresar a casa—dije mirándolo, se notaba estresado—

—te acompaño—dijo yendo a su cuarto— espérame un minuto.

Cuando regreso traía una camisa sin mangas negra con un logo de una banda, pantalones negros pegados y unas vans negras, ya no estaba rojo.

—vamos—dijo el—

—¿y Harry?—pregunté—

—una señora lo lleva a clases y lo trae—dijo mientras salíamos—

—oh bueno—respondí—

El viaje no duró mucho, no había tráfico, llegamos rápido.

—en la cocina ay cereal y pan, si tienes hambre—dije subiendo las escaleras—

—okey—respondió.

Subí, entre a mi cuarto, Brenda estaba dormida, el televisor encendido. Agh, me bañe unos 10 minutos, agarré un pantalón negro ajustado, me deje la camisa que Ashton me dio, me puse unas converse negras, eran las 5:45, me quedaba tiempo para desayunar, baje, Ashton estaba comiendo un sándwich, serví cereal de frutas en una taza, le eche yogurt de fresa, me senté alado de Ashton.

Debt | Ashton Irwin « 1¡Lee esta historia GRATIS!