Capítulo 1

13K 550 17

La alarma sonó a las siete y media. Maldición, hoy comienzan las clases. No es que no me gusten pero no soporto tener que levantarme tan temprano. Me levanté y fui al baño a prepararme. Cuando acabé fui directamente al cuarto de mi hermano, somos mellizos, lo conozco a la perfección, sabía que seguía durmiendo.

-Ash, Ash -dije mientras le tiraba del brazo- Ash vamos levantate o llegaremos tarde.

-Ya voy, solo cinco minutos más -dijo con esa voz de dormido que lo caracteriza a estas horas.

-No hay tiempo Ashton, levantate ya!

-Esta bien ____ -derrotado, se levantó, me dió un beso en la mejilla y se dirigió al baño.

Comencé a preparar el desayuno mientras mi hermano estaba en el baño. Solo preparé zumo, calenté leche, hice unas tostadas y puse la mermelada en la mesa. Con eso bastaría por ahora para los tragones Irwin. Mi hermano llego por las escaleras con su gran sonrisa, ya había despertado definitivamente.

-Ha desayunar! -dijo con tal entusiasmo que parecía que no hubiese comido en siglos.

Desayunamos y nos acabamos de preparar para ir al instituto.

Caminabamos hacia el instituto cuando mi amiga Amy nos alcanzó.

-Hola chicos!

-Hola! -dijimos mi hermano y yo al unisono, lo que causó nuestras carcajadas.

Llegamos a la puerta del instituto cuando sonó el timbre que indicaba la entrada a las aulas. Entramos en la nuestra y había tres filas de mesas colocadas para sentarnos de dos en dos. Nos sentamos en las que están pegadas a las ventanas, en los lugares de enmedio. Yo con mi amiga. Delante de nosotras se sentaron Ashton y Michael, detrás Calum y quedó un lugar vacío a su lado. Adoro a estos chicos, los conozco desde que eramos unos críos. El resto de la clase comenzó a sentarse y James se acercó a Cal, le preguntó si se podía sentar con el pero se negó, dijo que estaba esperando a alguien que ocuparía ese lugar.

-Cal quién se va a sentar ahí? -pregunté, la curiosidad me mataba.

-Es un chico nuevo, lo conocí ayer, es mi nuevo vecino, nuestros padres se conocen y me cae bien.

El profesor ordenó silencio y todo el mundo quedó callado, iba a empezar con su discurso pero tocaron la puerta y el profesor le dió paso. Era un chico alto, rubio por lo que se podía apreciar debajo de su gorro de lana, tenía unos preciosos ojos azules y un piercing en su labio inferior. Hechó un vistazo a la clase y se dirigió a Cal. Era él. Se sentó junto a mi amigo y el profesor comenzó su discurso.

Only You (Luke Hemmings)¡Lee esta historia GRATIS!