- ¿Alguna foto que tengas de ella? - pregunto el oficial alzando una de sus cejas.

Negué con la cabeza.

No tenía fotos de ella, y había buscado entre sus cosas algo que pudiera servir para que la buscaran, pero no había nada por ningún lado.

Y la única persona que en estos momentos tenía una foto de ella, era mi padre, pero para nuestra mala suerte en esa foto ___________ tenia 8 años. Y había cambiado bastante desde ese entonces. Aun así los oficiales se la habían llevado.

Así fue como mi padre se entero del secuestro de ___________, y como se convirtió en un verdadero loco. Lo bueno es que ayudo con el dinero para buscar a la ojiazul.

Calum estaba en el hospital conectado a una maquina con heridas en distintas partes de su cuerpo. Pero las más graves estaban en su espalda. Luke estaba con el haciéndole compañía, mientras que Michael y Carla ayudaban a buscar a la chica desaparecida. 

Su pecho dolía cada vez que se reclamaba a si mismo haberla dejado ir.

Las buenas noticias y malas noticias estaban notoriamente inclinadas hacia las malas. Quizás la única buena era que Calum se recuperaría pronto y estaría devuelta con ellos.

¿pero quien le aseguraba que su novia también lo estaría?

¿Y si no la volvía a ver mas?

Quito esos pensamientos de su cabeza. Necesitaba pensar positivamente o se volvería loco.

Pero no podía estar tranquilo.

Por que su cuerpo y su mente estaban inquietos pensando en lo mismo.

Maldición.....-bufo.

+++++++++++++++++++++++++++++++

-Demonios! Esto será épico...-celebro Liam con una sonrisa inmensa en sus labios, dirigiéndose a si mismo.- Los Jenner recién salidos de la cárcel, se reencontraran con la chica que los engaño....-enfatizo, mirándome  de reojo.

Su tono de voz era como la de un niño al que acaban de comprarle un juguete de último modelo.

Desvíe mi mirada hacia el suelo, hundiéndome en el asiento del auto en el que íbamos.

Llevábamos más de una hora en el auto, esperando llegar a nuestro destino. Estábamos lo mas alejados de la ciudad y en el lugar menos poblado al parecer.

Jamás me encontrarían y jamás lograría escapar de aquí.

Moriría en el intento.

Bueno......supongo que moriré de todas formas....

-Hey! - grito Liam golpeando mi hombro.

Chille de dolor.

Ya era suficiente con la paliza que me habían dado, y querían continuar. No había parte de mi cuerpo que no estuviera moreteado. 

El chico sonrío ante mi mueca de dolor y el sollozo que había intentado esconder. No funciono del todo.

-¿Por que tan triste? - murmuro burlón, acercándose mas a mi. Su sola presencia me incomodaba a más no poder. No me atrevía a responderle, ante el miedo que ahora le tenía. Nunca pensé que Liam fuera un verdadero Jenner, y ahora sabia que era igual o peor que los otros.- Uhhhh.....-susurro tocando mi mejilla.

Dos Caras (Ashton Irwin)¡Lee esta historia GRATIS!