Capítulo 37

685 38 1

-Y te quiero.

-¿Y a Ana? -Se acercó un poco más.

-Ella es demasiado ella. Y tú, eres tu -juntamos nuestras frentes, pero seguíamos con la mirada fija cada uno en los ojos del opuesto. Me estaba muriendo por dentro con esa mirada

-¿Eso es que la quieres?

-Eso es que te quiero solamente a ti -me derretí al escuchar eso. En serio, era algo que hizo que me alegrara tanto que tuve ganas de saltar por todo el cuarto.

Se acercó a mí. Esta vez, para darme un beso. Era la tercera vez que probaba esos labios y he de decir que los amaba. Diría que eran únicos, y estoy segura de ello, pero en este campo soy inculta, así que no sabría confirmarlo.

Suavemente, se separó de mí. Me sonrió y yo hice lo mismo.

-¿Eso es que tu también me quieres? -me preguntó.

-Más que eso. Te quiero mucho.

Me dio un besito en la nariz. Me hizo reírme, y él hizo lo mismo.

No sabía qué hacer ahora, solo me quedé mirando sus ojos, mientras él desviaba su mirada por todo mi rostro, inspeccionándolo por todos lados. Dudé en si estaba haciendo bien en haberle besado. Es verdad, que me di cuenta que le quería, pero no quería sufrir el día que terminase el verano. Pero luego, me acordé de lo que me dijo Louis, lo primero que madura, es lo primero que se pudre. Había que divertirse.

Y luego me acordé de otra cosa.

-¡Ostras! -me acordé.

-¿Qué pasa?

-Me acabo de acordar de una cosa -dije corriendo a un cajón de la cómoda de la habitación.

-¿De qué?

-No, solo es una tontería... -rebuscaba por el cajón- no creo que... ¡Meca! ¡Que si! ¡Encaja! ¡No puede ser!

-¿El qué? -dijo Louis acercándose a mí.

-¡Mira! ¡Es imposible!

Continuará...

#LPQMELPQSP // l.t.¡Lee esta historia GRATIS!