Amigas perfectas.

Novio perfecto.

Padres perfectos.

Vida perfecta.

Qué más puedo pedir?

Claro, nada.

Pero cuando te das cuenta de que tu vida no es tan perfecta como creías, lo que más quieres es encontrar la felicidad.

La mayoria decimos que después de la tormenta viene el arcoiris. Pero algunas veces esa filosofía está equivocada, y en lugar del arcoiris tienes que prepararte para el diluvio.

Contigo hasta la Eternidad [Ross Lynch] |Terminada|¡Lee esta historia GRATIS!