♡10♡

25.4K 3.4K 3K

Yoongi sentía que su corazón se partía con cada sollozo del omega. No saber qué le provocaba tal llanto, le tenía mal. Necesitaba saber.

-Jimin, cachorro -Yoongi susurró contra el cabello del menor- háblame, dime qué es lo que ocurre.

Solo nuevas lagrimas respondían silenciosas. El omega se adhería al alfa como si su vida dependiera de ello, sentir el calor del cuerpo ajeno le ayudaba a amainar el dolor que sentía. Yoongi le ayudaba a calmar el vacío.

El chef se limitó a abrazar el menudo cuerpo de Jimin, y acariciar suavemente la espalda temblorosa de este. No volvió a preguntar, ni a hablar.

Jimin continuo con sus sollozos por un buen rato más, hasta las lágrimas ya no salían. Solo pequeños suspiros lastimeros.

-Jimin -Yoongi le llamó levemente, comenzando a alejarse del omega. Jimin aún no estaba listo para enfrentar al alfa, por lo que lo volvió a apretar contra sí.

-Aún no -la voz de Jimin salió rasposa y muy ronca- solo...solo un poco más. Por favor.

-Todo lo que quieras, cachorro. -Yoongi envolvió mejor los brazos alrededor del omega y depositó un suave beso sobre la coronilla de este.

Mas minutos pasaron, donde el omega logró controlar la respiración. Con suavidad Jimin comenzó a incorporarse, quedando frente a Yoongi.

-Hyung...Gracias -Jimin bajó la mirada, avergonzado. Yoongi estaba fuera de si, en ese momento su lobo dominaba sus acciones. Con manos firmes tomo las mejillas de Jimin y las secó suavemente, removiendo la humedad que las lágrimas habían dejado.

Aún con las manos sobre las mejillas del menor se inclinó de manera que los ojos de Jimin tuvieron que ver los suyos.

-No importa lo que pase Jimin, siempre que quieras, puedes venir a mí -el alfa se acercó y beso las mejillas del menor, provocando que el menor cerrara los ojos. Aprovechando el impulso beso los parpados del omega, aquellos hinchados y rojos parpados; para luego descansar la frente sobre la de Jimin.

Tan cerca, y tan lejos a la vez.

-Gracias Yoongi hyung -Jimin susurró sin abrir los ojos. Temía que si los abría, todo fuera a desaparecer.

-¿Ahora me dirás qué es lo que ocurre? -Yoongi alejó su frente de la Jimin, separándose completamente de este, tomando una silla del costado y posicionándose frente al menor. Jimin se veía pequeño en aquella silla, su cuerpo encorvado de hombros caídos.

-Yo...no sé, aun no estoy preparado -el omega susurraba sin ser capaz de alzar la cabeza más allá de sus zapatos. Yoongi acerco aún más su silla y entrelazo los dedos con los del menor.

-Sea lo que sea, cachorro, todo se soluciona. Realmente después de todo el mal, esta el bien -Jimin alzó la cabeza -siempre hay personas que nos ayudan e iluminan nuestras existencias oscuras. Yo...yo puedo ayudarte Jimin. Yo puedo iluminar todo lo oscuro que hay dentro de ti.

-¿Y si la oscuridad es demasiada? -preguntó Jimin mirando los ojos del alfa. Yoongi sonrió débilmente, cuando el menor le siguió la analogía.

-Puedo vencer cualquier oscuridad mientras tu me lo permitas, cachorro -Yoongi apretó los dedos entre los suyos. Jimin sintió como su cuerpo tomaba algo de tibieza. Jamás se esperó estar en esa situación, menos con Yoongi hyung.

Ambos se observaban sin emitir palabra, más el aire estaba lleno de preguntas silenciosas.

¿Puedo confiar en ti, hyung?

Confía en mí, cachorro.

No te vayas, hyung.

Quédate siempre Jimin.

🗝FarAway🗝《Omegaverse-YM》 -EN EDICIÓN-¡Lee esta historia GRATIS!